Zafra de toros

Tierra de Toros: 56 vendidos a US$ 2.750 de promedio

Angus a US$ 2.634, Hereford a US$ 2.845 y Brangus a US$ 2.800. En la Agropecuaria de Paysandú, remató Zambrano y Cía.

 

Pablo D. Mestre.

Una vez más Paysandú volvió a demostrar ser “Tierra de Toros” ayer tras la comercialización fluida y ágil en el tercer remate anual de los Polled Hereford de “Santa Inés” de Alberto Pereira Micoud, Angus de “La Sorpresa” de Pereira Campomar Hnos., y “Brangus” colorados de “La Picada”.

No quedó ningún toro sin venderse al pasar por pista, con mercado selectivo en los primeros ejemplares, y de un solo martillazo la venta de los dos restantes en varios lotes. La excepción fueron los Brangus colorados con los dos primeros lotes colocándose de un solo martillazo los tres ejemplares, y la sensación de que faltaron toros de esta raza., al igual que los Angus.

Primero fueron los negros de “La Sorpresa”. Se vendieron en 40 minutos los 25 toros entre US$ 3.600 (por el Reservado Campeón Junior de la Expo Prado 2018 que adquirió estancia El Carmen) y mínimo de US$ 2.400, promedio US$ 2.634.

Luego los Polled Hereford de “Santa Inés”. Los 21 reproductores se despacharon entre US$ 3.720 y 2.400, promedio US$ 2.845. El hecho destacado fue la venta del toro 10.000 de la cabaña.

Y finalmente se vendieron los Brangus colorados de “La Picada”. Y se quedaron cortos porque la demanda se los llevaba de lote, y los interesados al ver que se quedaban sin toros, optaron por la elección y pagaron entre US$ 2.880 y 2.760, promedio US$ 2.800 por los 10.

Fueron en total 56 toros vendidos, con un promedio de US$ 2.750.

Tras la subasta, tanto los cabañeros como los integrantes de Zambrano & Cía., mostraron su conformidad. Alejandro Zambrano se mostró “contento por el resultado porque fue un buen remate”. Destacó la trayectoria de “Santa Inés” y resaltó que “si hubiéramos tenido más Angus y Brangus también se vendían”.

Rurales EL PAIS