Publicidad

Sobre el Impuesto al Patrimonio Agropecuario

Mercedes.jpeg

De cara a la presentación y plazo para el pago de la Declaración Jurada del Impuesto al Patrimonio Agropecuario y su sobre tasa que vence el próximo 25 de octubre, nos proponemos repasar el cambio normativo introducido por la Ley 19.924 del 18/12/2020, en relación a la forma de valuar fiscalmente los inmuebles rurales. Antes de adentrarnos en concreto a este cambio normativo sería bueno tener en cuenta ciertas consideraciones:

Recordemos que son contribuyentes del IP agropecuario aquellos contribuyentes cuyas explotaciones agropecuarias superen las UI 12.000.000 (doce millones de unidades indexadas), aproximadamente US$ 1,6 millones, considerando a estos efectos el 100% del valor fiscal de los inmuebles rurales propios, el 40% de los propios (sean o no explotados por el propietario) y el 40% de los de terceros explotados por el contribuyente, en concepto de muebles y semovientes.

Asimismo, serán contribuyentes en todos los casos de IP y sobre tasa, sin importar el límite comentado anteriormente, las explotaciones realizadas por entidades al portador, o no residentes, salvo que se trate de personas físicas. A tales efectos, cuando las participaciones patrimoniales de la entidad sean nominativas, y sus titulares no sean en su totalidad personas físicas, la entidad se considerará al portador.

En todos los casos, es importante tener presente que la tasa de IP es de 0,75% si el patrimonio afectado, considerando los mismos activos mencionados anteriormente (tierra y muebles y semovientes) no supera las UI 30.000.000 (aproximadamente US$ 4 millones), y 1,5% en caso contrario.

Por último, la tasa aplicable para calcular la sobre tasa va de 0,7% a 1,5% dependiendo del nivel de los activos afectados a explotación agropecuaria y del tipo de forma jurídica.

Cambio introducido.

La Ley 19.924 modifico el artículo 9 del Título 14 referente a la forma en que se deben computar los inmuebles rurales para el IP y sobre tasa. Este artículo es aplicable para las personas físicas, sociedades de hecho, Sociedades de tipo personal (sean o no personas físicas los titulares de las participaciones), Sociedades anónimas con acciones a nombre de persona física en primer nivel.

Anteriormente los inmuebles rurales se valuaban fiscalmente por el valor real aplicable para el año 2012, ajustado por el IPA (índice de Precios de Agricultura, Ganadería, Caza y Silvicultura). A tales efectos, dichos valores se ajustarán al 31 de diciembre de cada año en función del mencionado índice anualizado al 30 de noviembre inmediato anterior.

A partir de los ejercicios cerrados al 31 de diciembre del 2020 el valor fiscal no podrá superar el de catastro vigente.

Entonces, el valor fiscal de los inmuebles rurales será el valor de catastro del último ejercicio o el del año 2012 actualizado por el Índice de Precios de Agricultura, Ganadería, Caza y Silvicultura, el menor. Para el cierre de este ejercicio, 30 de junio del 2022, a los efectos de esta comparación, se tomará el valor de catastro de diciembre del 2021.

La variación de catastro (IPC) para este ejercicio fue de 7%, y la del IPA un 25%. A su vez, la variación acumulada experimentada por el IPA desde el 2012 hasta el 2021 fue de 114%, y la del IPC 105%, entonces, salvo que el padrón se haya re aforado, la opción más conveniente será el último valor de catastro, es decir 2021, el que se debería tomar para la liquidación de IP y sobre tasa del cierre 2022.

A su vez, las S.A. y S.C.A. con acciones al portador, y las Entidades no residentes que no sean Personas físicas deben valuar los inmuebles según normas de IRAE o de PF, el mayor, entonces también les podría afectar este cambio, aunque es poco frecuente, porque en general es mayor el valor según las normas de IRAE.

Efecto según la forma jurídica.

Cuadro 2x2.jpg
José Maria

En el cuadro, se resume la forma de valuación de los inmuebles rurales dependiendo de la forma jurídica.

Es común que el primer grupo de formas jurídicas deba aplicar normas de IRAE para valuar los inmuebles por ser el mayor valor. Entonces, solo en caso de que esto no suceda, como se puede apreciar en el cuadro que antecede, tendría efecto este cambio.

Para el segundo grupo de entidades tendrá efecto tanto en la valuación del inmueble rural así como en el cálculo del ficto de mueles y semovientes dado que el mismo se calcula como un porcentaje del valor fiscal de los inmuebles explotados.

Conclusión.

El cambio en la forma de cálculo del valor fiscal de los inmuebles rurales debe de ser tenido en cuenta para analizar si el contribuyente supera las UI 12.000.000 y por tanto es contribuyente de IP; salvo que se trate de entidades al portador, en cuyo caso es contribuyente siempre.

Asimismo, va a impactar en el análisis de la tasa de IP a aplicar: 1,5% o 0,75%, dependiendo si los activos afectados superan o no UI 30.000.000 (aproximadamente US$ 4 millones). A su vez, este cambio va a afectar el cálculo de la sobre tasa y del ficto de muebles y semovientes.

Socia estudio Nopitsch & Asoc.
[email protected]

La caída del dólar y la preocupación por la concentración en la industria frigorífica han estado en el centro de la discusión en el ámbito de los agronegocios estos días. Y si bien son temas independientes, están relacionados.
A pesar de la falta de agua los rendimientos de invierno son mejores a los esperados. Pero el partido no terminó y el segundo tiempo -cultivos de verano- puede estar complicado si La Niña sigue despierta.
Socia del estudio Nopitsch & Asoc.
Las recientes medidas de flexbilidad tomadas en China podrían ayudar a alterar los sentimientos del mercado y reconstruir la confianza. Habrá que ver qué pasa en las próximas semanas y seguir con atención la evolución.
En tiempos de mercado en baja también es importantes que las relaciones de precios se mantengan dentro de lo razonable entre los eslabones de la cadena cárnica. Hubo dudas, pero los datos parecen alinearse, aunque hay margen para que bajen los precios al público en el mercado local
Es factible que Nueva Zelanda solo pueda cubrir de forma parcial el aumento esperado de la demanda china, por lo que este país debería salir a proveerse desde otras regiones, entre ellas Uruguay
En Israel, más allá de las fuertes discusiones y polémicas que habitualmente genera, hay una cosa que parece clara: existe una capacidad de enfocar y abordar los problemas de una manera más efectiva, con visión estratégica y de largo plazo
El panorama económico global sigue cambiando y con él las condiciones de trabajo para los agronegocios. En el caso del sector cárnico el impacto es notorio, con fortalecimiento del dólar y retracción de la demanda. A eso se agrega el panorama climático, que -si bien ha dado un alivio- sigue preocupando
Las previsiones, teniendo en cuenta que los precios de los granos siguen siendo altos, indicarían que la proteína animal debería mantenerse con cotizaciones atractivas. Pero, como siempre, dependerá de dónde se posicione la demanda
A la luz del escenario global, el desempeño de la economía uruguaya se destaca en la región e incluso en el mundo. Los problemas de inflación son generales, pero el país tiene fortalezas propias, aunque también cuentas pendientes
Los primeros 10 meses fueron de altísima volatilidad para los precios de los granos. Partimos con precios de 495 llegando a 656 US$/ton para la soja con posteriores bajas de hasta 460 US$/ton. Los que no vendieron la sufrieron en carne y hueso. En el trigo, las subas fueron del 67% y las bajas del 39%, pasando de 282 a 470 US$/ton, y volviendo a recuperar los 347 dólares con los nervios de Rusia y Ucrania. Mientras que en la colza, las subas fueron de 500 a 790 y bajando luego a 480 US$/ton. Algunos supieron aprovechar a vender precio sin grano en este último y están disfrutando de la diferencia. Veamos algunos factores e incógnitas que influyen fuertemente en los precios:
Más allá de la coyuntura, las expectativas del mercado internacional siguen siendo positivas. No se volverá a las referencias del primer semestre, pero, si las cosas evolucionan como su supone lo harán, los valores seguirán por encima de los que eran usuales anteriormente

Publicidad

Publicidad