Remates

Supremos: 40 vientres a US$ 7.209 de promedio

Gran venta total Angus y Polled Hereford de Frigorífico Modelo, La Rubeta y Sociedad Ganadera San Salvador en Florida. Remataron Valdez y Cía. y Rúben F. Cánepa. 

Pablo D. Mestre.
La orden es de no aflojar, aseguró Luis Fernández previo al remate de Vientres Supremos, marcando el “esfuerzo de un equipo de gente que hace que los frutos se vean reflejados en la calidad en pista”.

Se vio y se premió.

En la Rural de Florida, con negocios a cargo de Valdez y Cía. y Ruben F. Cánepa, los 40 productos pedigree hicieron US$ 7.209 de promedio y 36 SA: US$ 1.177.

El mayor destaque fue para una vaquillona preñada: “AMM Conce 765 Red Explosivo TE”, de SG San Salvador, cuyo 50% cotizó en US$ 10.800, lo que hace un total de US$ 21.600, adquirida por Los Tapiales.

Otra vaquillona preñada, Modelo/Capo 4015, fue comercializada, el 50%, en US$ 10.560, elevando su cotización a US$ 21.120, siendo adquirida por el Dr. Eduardo Angulo.

Una ternera, también de SG San Salvador, la Conce 820 Radiance TE, el 50% fue de US$ 8.400 (16.800 el total), adquirida por Alois Jund, que también compró otra ternera “Conce 817 Napoleón TE”, en US$ 7.440 el 50% (14.880 total).

Los 37 productos Angus hicieron US$ 7.147 de promedio.

En la venta de las Polled Hereford, fueron 3 a una media de US$ 7.972. El mayor destaque fue para una vaquillona con cría al pie y preñada: AMM Satur 5004 Endure TE, con cría de Satur Kaká, comercializada en US$ 14.628 comprada por el Dr. Eduardo Angulo que tomó la opción del 100%.

Los integrantes de las cabañas destacaron que operaron clientes nuevos y analizaron que fue “para todos los bolsillos” y además que se diseminó la oferta, pues no hubo compradores de más de dos lotes. También destacaron la agilidad, pese a que hubo mayor cantidad de oferta, gracias a los pujes en cada lote, la mayoría de los cuales entró con Pre Oferta a la pista.

Tras la subasta, que tuvo toques emotivos cuando el presidente de la Rural de Florida, Sebastián “Tato” Mercant, le hizo un regalo al Ing. Santiago Fernández Abella, o cuando emocionado Luis Fernández Echeverría tributó homenaje “a los que trabajan todos los días cuidando nuestros animales”, el balance fue positivo.

Por eso, al final celebraron la vida y el trabajo… porque hay orden de no aflojar…