Publicidad

Nuevo reclamo de Foica significaría US$ 7 millones/año

El salario y la recuperación siguen sin ser el problema, ahora los trabajadores piden un bono de $ 20.000 a cobrar en diciembre de cada año. La industria no aceptaría esto y el conflicto lo resolvería, esta semana, el gobierno.

Martín Olaverry

No hubo acuerdo en el marco de los consejos de salarios de la Industria Frigorífica. La diferencia más importante surge en los incentivos, ya que la negociación para la pauta salarial, se podría decir lo más “grueso”, estaba acordada y se había llegado incluso a un punto donde los trabajadores recuperaban la pérdida del periodo puente en los dos años siguientes.

La diferencia más importante está en estos puntos: la FOICA pide de carne comedor 1.500 pesos por mes, mientras que la industria ofrece $ 1.000 de suba mensual; en presentismo, el sindicato solicita un incremento de 400 pesos y en este punto las Cámaras ofrecen $ 300. Otro de los puntos es la productividad mínima, ahí los trabajadores piden un aumento del 4% y las empresas ofrecieron un 2,5%.

La FOICA rechazó este acuerdo en el marco de la negociación y planteará en esta semana como nueva alternativa la creación de un “bono” que sería permanente a cobrar en diciembre de cada año equivalente a 20 mil pesos.

En la industria trabajan unas 15 mil personas, esto representaría unos 7 millones de dólares por año.

La Industria no apoyaría esta opción y le estría pidiendo al Ejecutivo que presente en esta semana una propuesta para someterla a votación.

Si no hay acuerdo entre las partes, el martes o miércoles el Ministerio de Trabajo citaría a las partes a una nueva reunión y no se descarta que se someta a votación una propuesta del Ejecutivo.

Esta semana transcurrió con una actividad normal en la industria, sin paros que afectaran la operativa. En la semana anterior a la finalizó ayer sábado, la faena cayo debido a los conflictos sindicales de 62 mil cabezas de vacunos a 45 mil. Claramente existe preocupación por la operativa en esta semana ante la posibilidad de nuevas medidas que afecten a la cadena.

Esta situación alteró el calendario de cargas, quedó en planta hacienda sin ser faenada como estaba previsto, y demoró producción para negocios que estaban cerrados. A modo de ejemplo, impactó también en los sistemas intensivos de producción, los corrales, ya que se dio en plena ventana de faena Cuota 481.

El Dr. Alvaro Pastorini, asesor de corrales, e integrante del departamento técnico de Nutex, comentó en Valor Agregado de radio Carve que “la situación planteada en estas horas en la industria frigorífica complicó la operativa de los corrales por los plazos rígidos de la Cuota y de la capacidad que tienen. Necesitamos que sea aceitada la salida de los ganados de los corrales, porque tenemos una carga limitada de ingresos. Necesitamos sacar para volver a entrar. Necesitamos entrar en una fecha definida para cumplir con los plazos a los 100 días. Y cuando se atrasan las cargas, no tenemos espacio físico para entrar de vuelta con los novillos al corral. Se nos genera alguna diferencia”, afirmó.

En este marco, también los precios del ganado gordo están con un panorama importante de incertidumbre y se genera dificultad para concretar nuevos negocios. Las referencias al cierre de la semana se ubicaban para novillos en el eje de US$ 4.10 y por vacas en US$ 3.90.

Pese a esta situación, que todos deseamos que se normalice rápidamente, el contexto internacional sigue siendo muy favorable para la carne vacuna. En el corto plazo Brasil sigue afuera de China para la exportación de carne, Argentina mantiene medidas que limitan sus exportaciones y Australia está con una oferta menor de carne.

Víctor Tonelli consultor privado comentó que “aun con Brasil pudiendo satisfacer a China, la demanda seguirá creciendo por encima de la capacidad de abastecimiento de la oferta”. Estimó que “el escenario es extraordinario para ser oferente, no para ser comprador”.

Martín Secco, ex CEO Global de Marfrig en diálogo con Valor Agregado de radio Carve comentó que “ha sido un año excelente” dado que todos los sectores se alinearon al momento excepcional y el ganadero no ha sido la excepción a la regla no solo por los precios, sino por las condiciones generales del negocio”.

El ahora productor ganadero estimó que “estamos en un momento óptimo”. Sin embargo, mencionó que, como todo es cíclico y hay que preparase para lo que venga. “Me planifico para un novillo de US$ 4,20 y no para uno de US$ 4,80. Me preparo para un nivel de precios similar al actual”, aseguró.

Sostuvo también que las industrias están con proyectos muy importantes y eso genera buenas expectativas porque habrá más requerimiento de ganado y, por lo tanto, demanda de mercados, de precios, etc. “Es un excelente momento: la tasa de extracción de Uruguay está dando señales de que la máquina viene con un acelere impresionante. Tenemos señales por todos lados que nos hacen tener un moderado optimismo porque estamos con bases firmes”, afirmó.

Por otra parte, Roberto Vázquez Platero, consultor privado aseguró en Carve que “2021 fue un año espectacular”, no solo por lo bueno en sí, sino por la cantidad de cosas que hay para analizar. “En materia de granos, carnes, es extraordinariamente bueno. Fue espectacular para Uruguay: con Australia caro, Argentina que se autoimpuso políticas insólitas, Brasil con prohibiciones… fue un gran año para Uruguay”, indicó. “Tendremos un 2022 que moderadamente va ir tendiendo a la baja, pero no va pasar nada catastrófico”, comentó Roberto Vázquez Platero.

Los precios de los granos se afirman mientras las cosechadoras avanzan por las chacras levantando los cultivos de invierno. Los días sin lluvias son ideales para la tarea, pero preocupa la falta de agua para los próximos meses.
Es difícil un año tan colmado de récords como este 2021. Esperemos que no pase como con 2006, que se mantuvo 15 años sin ser superado. Esperemos que 2021 sea un escalón en la senda de crecimiento de la ganadería uruguaya y que en no muchos años más —seguramente no será en 2022, pero pronto— se siga el camino hacia los 3 millones de vacunos faenados.
Números del informe fueron diferentes a expectativa de la mayoría de analistas y el mercado subió rápidamente
Los conflictos sindicales en las industrias frigorífica y láctea empañan el cierre de un muy buen año para los agronegocios, a pesar de las incertidumbres del clima. La economía viene saliendo de la pandemia y el empleo se va recuperando, con aporte clave del agro. Mejorar los salarios -que ya son buenos- es posible, pero los conflictos generan dolorosas pérdidas
Un negocio que comienza a ser promisorio genera un exceso de oferta que revierte la situación del mercado, los precios caen y los márgenes se vuelven nulos o negativos
El martes, se conocerá el informe del USDA sobre la realidad y proyección del mercado de granos
El mercado busca el equilibrio: novillos a US$ 4,20 y las vacas en torno a US$ 4.
Herramienta “seguro de precios” tiene que ser diversa para poder aprovechar las oportunidades y desafíos
La remisión de leche parece haber llegado a un techo para este año, mientras los resultados económicos en los tambos mejoran notoriamente. Preocupa la falta de agua, el aumento de costos… y los conflictos sindicales
La cuota fue un antes y un después en la ganadería uruguaya.¿, pero irá perdiendo relevancia hasta quedar como una opción más, seguramente de nicho, para un relativamente escaso volumen de animales
Los fondos de ahorro previsionales (AFAPs) han invertido más de 1.000 millones de dólares en agronegocios en nuestro país, en proyectos que abarcan más de 200.000 hectáreas. Es campo y capital que pertenece a los miles de trabajadores contribuyentes, cuya rentabilidad sostendrá las futuras jubilaciones
Distintos operadores estiman que el año se cerrará con novillos cotizando por encima de los 4 dólares. Por otra parte, la delegación de INAC vuelve con optimismo de EE.UU., y hay buenas noticias para el trigo uruguayo...

Publicidad