carnes

Se continúa trabajando con China la autorización del ingreso de envíos con etiqueta errónea

Ministro Uriarte dijo que el mercado está normal; espera respuesta de auditoría a BPU.

Carlos María Uriarte, ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP).

Pablo Antúnez

La agencia sanitaria y Aduana de China (GACC) comunicó a las autoridades uruguayas que se continúa trabajando para que se solucionen los problemas referidos al ingreso de los contenedores con carne bovina erróneamente etiquetados. Se estima que son alrededor de 180 contenedores que están involucrados en este tema y según el secretario de Estado, “todo el MGAP está trabajando para solucionar el problema que fue muy serio”.

Ayer, el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Carlos María Uriarte, admitió que el GACC ya había planteado la alternativa de buscar una solución a estos embarques en la conferencia virtual. El secretario de Estado, vía Zoom, agradeció a las autoridades sanitarias de China por su disposición a tratar de solucionar el tema.

Mientras tanto, el mercado continúa operando normalmente y la única planta frigorífica con suspensión temporaria para embarcar hacia este destino es Breeders & Packers Uruguay (BPU). La empresa quedó fuera del mercado por el etiquetado erróneo de un contenedor y enfrentó una auditoría virtual, de la que se espera el resultado. Se trata de un tema técnico y no sanitario, pero Uruguay brindó las máximas garantías a las autoridades de China para mantener el mercado abierto. Hay contenedores de otras empresas en viaje a los puertos chinos y tienen el mismo problema de etiquetado.

“No es fácil de instrumentar pero estamos buscándole una solución, caso a caso, para todos los contenedores con problema y mantener el mercado abierto”, remarcó Uriarte. “El tema va para varios días pues están llegando a los puertos chinos contenedores comprendidos dentro de este tema”, agregó el ministro.

A su vez, dijo que el MGAP espera todavía la respuesta de China tras la auditoría que hizo en BPU el pasado viernes. “El martes contestamos otras cuatro preguntas”, detalló Uriarte.

La revisión duró más de ocho horas, fue muy minuciosa en toda la planta, pero también las autoridades de China se interesaron por los protocolos que aplica Uruguay para evitar casos de Covid-19 en los frigoríficos. Por la diferencia horaria, es bueno consignar que los especialistas chinos finalizaron su labor pasada las 5 AM (hora China), lo que demuestra su profesionalismo e interés en este tema.