Agricultura

Molina: “La soja, en los últimos años, está siendo un negocio de poca rentabilidad”

El actual precio de la soja, cercano a US$ 320 por tonelada, es la línea de flotación que necesitamos para empatar, explicó el productor agrícola de Flores, Tomás Molina.

Tomás Molina, productor agrícola de Flores. Foto: InfoagroUY.

La siembra de soja avanza en el país, pero algunas zonas están sufriendo dificultades productivas por la falta de lluvias importantes; que se prevén que sucedan, de forma generalizada y con promedios de 20 a 40 milímetros, en las próximas horas.

El productor agrícola de Flores, Tomás Molina, contó a Rurales El País que en el departamento “estamos en un momento de bastante seca, hace casi un mes que no llueve”. Y explicó que la última lluvia importante se desarrolló en la madrugada del 2 de noviembre, después “solo han sido chubascos y ha estado muy seco”.

Sin embargo, contó que la soja de primera se pudo sembrar “sin sobresaltos”, pero trabajando con los rastrojos de canola “se empezó a sentir la falta de humedad en los suelos”.

El empresario agropecuario, que mantendrá el área de siembra del 2018, dijo que los costos de producción están “muy similares” a los del año pasado. “En general las diferencias son ínfimas y no cambian en nada la ecuación del negocio”.

Molina aseguró que el actual precio de la soja, cercano a US$ 320 por tonelada, es la línea de flotación que necesitamos para mantener el negocio. “Los costos promedios sobre los rendimientos promedios y vendiendo a US$ 320, implican lograr un empate. Necesitamos un dólar más para lograr un margen, hoy no lo tenemos pero hay esperanzas”.

Escuche a Tomás Molina: