Remates

En Pantalla Uruguay se vendió el 90% de la oferta

Con los negocios al contado y la asistencia del Banco Itaú. Máximo valor fue por unas terneras Angus, comercializadas por Bertsch, Correa y San Román en US$ 2,65.

Foto: Jaso y Jaso

 

Logrando la dispersión del 90% de la oferta, el consorcio de firmas rematadoras que integran Pantalla Uruguay concretó la edición 219ª de su venta mensual por pantalla.

Nuevamente la actividad se desarrolló en forma virtual, desde la Rural del Prado, pero con transmisión por TV y web, con los negocios al contado, y la asistencia del banco Itaú.

“Fue un buen remate, donde se confirmó un mercado firme y estable para la reposición”, analizó el presidente del grupo. Según el Cr. Federico Jaso Barthel, “lo vimos muy ágil para los terneros livianos y con mayor dificultad para la ternerada pesada y principalmente enteros”. Esto, consideró el director de Jaso y Jaso, “refleja la falta de la exportación en pie sin dudas”.

La fila de invernada se colocó sin problemas, “con precios estables en comparación al remate del mes pasado, siempre con preferencia a los pocos kilos”. Jaso apuntó que “está la atracción de reponer en esta época de año, para que el invernador le pueda poner los kilos baratos que vienen en primavera”.

En la cría, la ternera muy ágil sin problemas, “el 80% de lo ofrecido va con destino a la invernada”. Y los ganados preñados y paridos, “con un mercado que premia a los buenos ganados, bien definidos racialmente, con preñeces tempranas, de buen diente, frente al resto de los lotes”.

Por todo ello, el Cr. Jaso sostuvo que “vimos un mercado que confirmó la previa: firme y estable, donde se colocaron los ganados sin problemas”.

Dijo que el agua de las últimas horas, no influyó sustancialmente, pese a cambiar el ánimo. Sin embargo, el valor del ganado gordo siempre influye, “cuando se va a reponer mira lo que está vendiendo, y en los últimos 10 o 15 días la industria ha operado a la baja, producto que gran parte de la faena es de corrales y se nota en el mercado”. Así y todo, agregó Jaso, “el mercado de reposición está firme y estable”.

Un factor a favor del resultado puede haber sido “la expectativa del comprador frente a los informes de estos días en cuanto a la suba del stock”.

Pizarra.

El máximo valor de la subasta de ayer fue 2,65 dólares por kilo, pagados por un conjunto de terneras Angus, pesando en promedio 164 kilos, de Walter Cerón Buzzetto, de Artigas, comercializadas por Bertsch, Correa y San Román.

El detalle de los valores máximos, mínimos y sus respectivos promedios, expresados en dólares estadounidenses, fue el siguiente: terneros de menos de 140 kilos: 2,51, 2,20 y 2,31; terneros entre 140 y 180 kilos: 2,46, 2,00 y 2,25; terneros de más de 180 kilos: 2,29, 1,86 y 2,17; terneros: 2,51, 1,86 y 2,22; novillos de 1 a 2 años: 2,10, 1,85 y 1,95; novillos de 2 a 3 años: 2,09, 1,72 y 1,88; novillos de más de 3 años: 1,68, 1,58 y 1,65; vacas de invernada: 1,60, 1,36 y 1,47; terneras de menos de 140 kilos: 2,25, 2,03 y 2,18; terneras: 2,65, 2,00 y 2,16; terneros y terneras: 2,52, 1,93 y 2,14; vaquillonas sin servicio de 1 a 2 años: 1,83, 1,67 y 1,74; vaquillonas sin servicio de 2 a 3 años: 1,97, 1,90 y 1,94; vaquillonas preñadas:620, 595 y 610; vacas preñadas:815, 550 y 652; vientres entorados:440; piezas de cría:396, 310 y 355.

El próximo remate de Pantalla Uruguay se realizará el 30 de septiembre.