Publicidad

Carne ovina: recuperación de China continúa lenta

Estiman que en dos o tres meses mejoren importaciones

Carne ovina
Hay indicios de reactivación del mercado pero advierten: “no esperar grandes precios”.

La zafra de producción y embarque de corderos ya pasó y la baja de precios castigó a los productores. La reactivación de China para la carne ovina “está siendo más lenta de lo esperado” y los industriales de la carne estiman que en 60 o 90 días haya una mejora en las compras y en los precios. Las exportaciones de carne ovina se redujeron 19% al cierre de 2022, llegando a US$103 millones, según los datos del Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL).

“El mercado de la carne ovina está muy en línea con el del bovino y estamos esperando que mejore. Ya hay algún índice de reactivación de China que empieza a levantar un poco la aguja, pero esa recuperación es mucho más lenta de lo que nosotros esperábamos”, admitió Christian Angio, CEO del grupo Pérez Companc y presidente de Frigorífico San Jacinto (Nirea) a El País.

El ejecutivo advirtió que tras la reactivación “no pueden esperarse grandes precios”, pero sí que al menos ese valor esté por encima de US$ 3 por kilo. “Estar por debajo de ese valor en el ovino es una locura”. Por otro lado, Angio consideró que el mercado del bovino “tiene que moverse un poco más” porque “estamos muy jugados” a los corrales de engorde y con estos números “no les cierra el negocio”.

Respecto al mercado de Estados Unidos, donde se destinan todos los corderos procedentes de los distintos compartimentos de alta bioseguridad, herramienta con la que se le brindan pruebas adicionales a ese exigente mercado de que no existe fiebre aftosa en Uruguay, el presidente de Frigorífico San Jacinto dijo que “ese destino está bien”.

El problema es que actualmente tiene mucho stock de carne ovina y está parado, liquidando esos stock, “pero se volverá a reactivar”, dijo el ejecutivo, reconociendo a la vez que “la zafra se fue”.

Por el lado de la oferta, la última edición conjunta de OCDE-FAO Perspectivas Agrícolas (junio 2022), proyecta para 2023 un crecimiento de 1,6% en la producción de carne ovina mundial.

La mayor parte de este crecimiento de la oferta se originaría en China, quien tiene el mayor stock ovino del mundo y es responsable de la tercera parte de la producción de carne ovina.

Por su parte Australia, quien disputa el primer puesto como exportador con Nueva Zelanda, ha incrementado su producción en los últimos años ya que se encuentra en un proceso de recomposición del stock ovino, favorecido por buenas condiciones climáticas.

En contraposición, la producción de Nueva Zelanda ha mermado en el último año a raíz de las sequías severas que tuvieron lugar en gran parte del país durante 2022 (Fuente: Anuario Opypa 2022).

Corderos con 36.5 kilos

En 2022, el peso promedio de faena de los corderos fue 36,5 kilos, similar al 2021. Sí hubo diferencias grandes entre ambos años al tomar el peso en cuarta balanza. El año pasado fue 16,5 kg, con un rendimiento medio de 45%. En el caso de las ovejas, el peso en pie aumentó levemente y fue 44,9 kg (Opypa/INAC).

La cooperativa BRF , una de las mayores empresas alimentarias del mundo con presencia en 117 países y con más de 110 mil colaboradores, espera nuevas autorizaciones de exportación y planifica su crecimiento.
Salvataje del gobierno no fue suficiente
Carneros a US$ 1.016 de promedio, con compradores de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay. Remataron Aramburu y Chiruchi.
Después de dos décadas, la gripe aviar altamente patógena, cuando casi todos los animales infectados muestran síntomas de la enfermedad, se convirtió en una amenaza real para la producción brasileña. Nueve países de América Central y del Sur han confirmado 75 brotes de la enfermedad en los últimos meses y ya han tenido que sacrificar 1,2 millones de aves. Una eventual entrada del virus en el país podría afectar las exportaciones brasileñas de carne de pollo, que en 2022 alcanzaron un récord de 4,8 millones de toneladas, o US$ 9,7 mil millones, en parte favorecidas por el impacto de la influenza en el hemisferio norte y por la interrupción de las ventas en países afectados por la enfermedad. La notificación de un caso en Cochabamba, Bolivia, el pasado fin de semana, causó revuelo en Brasil, pues significa que el virus ha cruzado la Cordillera de los Andes, considerada una barrera natural. Hasta entonces, la enfermedad había llegado a la mitad sur del continente en aves migratorias concentradas en la ruta del Pacífico. “Nuestro temor es que la gripe aviar llegue a Brasil en aves que migran dentro del continente, para áreas como el Pantanal y Bahía”, dice Fabiano Benítez, coordinador del programa de salud avícola de la Agencia de Defensa Sanitaria Agrosilvopastoril de Rondônia (Idaron) . El estado es el más cercano a Cochabamba. El secretario de Defensa Agropecuaria del Ministerio de Agricultura, Carlos Goulart, dice, sin embargo, que el riesgo de que el virus llegue a las granjas comerciales está “totalmente controlado”, debido al alto estándar de bioseguridad de las aves brasileñas y al Sistema Veterinario Oficial (SVO). ), que cuenta con más de 3.000 profesionales cualificados. El año pasado se capacitó a 1.200 veterinarios para trabajar en la vigilancia activa del virus. “El período de mayor riesgo corre hasta mayo, por este flujo migratorio de aves. Se intensificará la vigilancia. El Secretario explicó que los productos de proteína animal importados no representan un riesgo real de introducción del virus a Brasil. La principal labor de prevención de la gripe consiste en monitorear los lugares donde aterrizan y se reproducen las aves provenientes del Hemisferio Norte. Cuenta con la ayuda de organismos estatales y federales, como el Instituto Brasileño de Medio Ambiente y Recursos Renovables (Ibama) y el Instituto Chico Mendes para la Conservación de la Biodiversidad (ICMBio). Existen cinco rutas migratorias (Atlântica, Nordeste, Brasil Central, Amazonía Central/Pantanal y Amazonía Occidental) y 21 criaderos reconocidos por el Departamento de Salud Animal para la vigilancia activa de los virus de influenza aviar, especialmente en regiones húmedas con gran cantidad de alimento. , como Pantanal (MS), Estación Ecológica Taim (RS), Ilha Comprida (SP), Fernando de Noronha (PE) e Isla de Marajó (PA) . Se ha intensificado la vigilancia permanente de influenza y los planes de contingencia. Las medidas prevén la recogida de muestras en granjas avícolas situadas en zonas de mayor riesgo de contacto con aves migratorias acuáticas. El área dentro de un radio de 10 kilómetros de estos sitios es objeto de control de anseriformes (patos, gansos y cercetas) y charadriiformes (gaviotas, jaçanãs, martines pescadores y charranes). El flujo migratorio se da entre los meses de noviembre y mayo. “La búsqueda no es aleatoria, está encaminada a encontrar aves migratorias. Ya tenemos los mapas de riesgo de estos temas para ver si encontramos algún animal con síntomas”, dice Goulart. “Pedimos que, en caso de aumento de la mortalidad o signos clínicos sospechosos, los productores se comuniquen rápidamente”, refuerza Benítez, de Idaron. (Fuente: Abrafrigo).
UVC asegura que ingresan volúmenes chicos al abasto
ANPL defiende la sana competencia por captar más leche
El analista de mercados Víctor Tonelli explicó que China está dando señales que “sorprenden favorablemente"
Abastecedores defienden ingresos y dicen que MGAP no otorga permisos
Se dispersó el 93% de la oferta en negocios, como siempre, con Banco República
Con destino a faena y amplió suspensión de los aranceles
El empresario Carlos Pagés criticó la venta de BPU y explicó los motivos
Este logro llega como resultado de las gestiones realizadas por el Grupo de Amistad parlamentario uruguayo y del seguimiento y coordinación de la Unidad de Asuntos Internacionales, la Dirección General de Servicios Ganaderos del MGAP con autoridades marroquíes

Publicidad

Publicidad