Lechería

Las gremiales lecheras se reúnen hoy con el BROU

Buscando avanzar en el crédito de apoyo para productores.

Globos. Tamberos esperan respuesta de carta entrega a Vázquez por pago de la deuda venezolana.

Pablo Antúnez

Hoy lunes, a partir de las 17:30, las gremiales lecheras se reúnen con las autoridades del Banco de la República, buscando definiciones sobre el crédito voluntario para productores lecheros categoría 4 y 5, que no estaban cubiertos por el Fondo de Garantía para los Productores Lecheros (Fogale).

A su vez, el sector lechero espera ansioso el decreto del Ejecutivo estableciendo la suba de $ 1,47 por litro de la leche tarifada que se vende en el mercado interno, cuyo dinero, al igual que el recaudado en las anteriores subas (fueron de $ 1,30 por litro), va para ese crédito de apoyo. La nueva suba de la leche en bolsita debería comenzar a regir a partir del jueves 1° de agosto. La leche tarifada o leche consumo ajusta su precio dos veces al año, en otoño y primavera.

Crédito blando. La meta de esta herramienta financiera es permitir que los tambos puedan seguir funcionando pese al endeudamiento que cargan sobre sus espaldas, a la espera de mejores precios internacionales que se trasladen a las remisiones locales de leche. Sólo el endeudamiento con los bancos abarca US$ 400 millones y a eso hay que sumarle lo que el sector debe a proveedores de servicios e insumos. Los tambos precisan hacer pasturas, silos y preñar las vacas para poder seguir produciendo.

“Se viene avanzando bastante en la instrumentación del crédito”, confirmó a El País Justino Zabala, directivo de la Agremiación Tamberos de Canelones. Hasta ahora está faltando la definición del Banco de la República y que se publique el decreto modificando algunos artículos del Fogale, donde se incluirá a los productores categoría 4 y 5, en el nuevo crédito blando.

Se estima que este instrumento facilitará la refinanciación de deudas del sector lechero y se incluye a los productores que tienen “capacidad de pago y repago muy comprometida” (categorías 4 y 5) .

De los US$ 16 millones que estarían sobrando del Fideicomiso -US$ 3 millones del Fondo Anticíclico y US$ 13 millones del fideicomiso no utilizados- había una forma de capitalización que ofrecía el Ministerio de Economía y Finanzas que era un préstamo vía BROU. Ese préstamo permitirá adelantar tres años el cobro de la leche consumo que producen los tambos. Únicamente abarcará a los tamberos que participan en el abastecimiento de leche fluida (no a los queseros) y contempla a las empresas Conaprole, Coleme, Calcar, Claldy y Granja Pocha.

Espera. Por otro lado, las gremiales de productores lecheros siguen esperando la contestación de la carta que entregaron en la presidencia de la República, pidiendo ayuda al gobierno para el cobro de la deuda por US$ 30 millones que Venezuela le debe a Conaprole por sus compras de lácteos.

En el marco de la entrega de la carta, los tamberos soltaron 200 globos inflados con elio en la Plaza Independencia, frente a Casa de Gobierno, que representaron a igual número de productores perdidos en los últimos 12 meses, como consecuencia de la crisis económica que vive la lechería. La deuda era mayor pero, meses atrás, se pudo cobrar una parte que dio un respiro a los productores ante el momento que viven.