Ganadería

Psicosis generada por la sequía impulsa la extracción

Sube faena y bajan precios del ganado

Pablo Antúnez

La psicosis generada por el déficit hídrico sigue moviendo el mercado ganadero y la faena de bovinos  llegó a 54.491 reses, marcando el nivel máximo desde marzo de 2018, según publicó Tardáguila Agromercados.

El precio del novillo gordo de exportación cayó de US$ 2,95 a US$ 2,89 y la vaca gorda descendió de US$ 2,73 a US$ 2,66 por kilo de carne, según los datos semanales de la Asociación Consignatarios de Ganado (ACG).

“Siempre que aparece la psicosis de la sequía ocurren bajas y cuando el mercado es libre, esas son las reglas de  juego”, admitió el presidente de la Federación Rural, Julio Armand Ugón en diálogo con El País.

Defendiendo ese libre mercado, el productor de Rivera reconoció que “hoy nos toca perder”, pero confió en que mañana, “nos va a tocar ganar”.

Según su visión, cuando se dan estas bajas en el mercado ganadero porque la gente se apura a vender, ya que necesita alivianar las cargas de los campos, “se demuestra que la cadena cárnica no existe. Cada uno defiende su gremio, su grupo o su industria”. Armand Ugón afirmó que hay que apostar a seguir creciendo y les dijo a los productores: “no hay dudas que el precio del ganado va a volver a subir”.

Por su parte, Pablo Carrasco, integrante de Conexión Ganadera, dijo a Rurales El País que “la psicosis por la sequía es tal que “la actitud de los productores ha generado su propia fosa”.

Carrasco reconoció que los  ganaderos “siempre hemos perdido más dinero por la preparación para la sequía que por lo que la sequía ha generado. Creo que este es un ejemplo increíble de como la psicosis generada hace perder el valor”.

En tanto, dijo que no hay productores engordando ni reponiendo ganado y que los corrales están vacíos. “En 90 días vamos a tener un agujero importante que va a hacer recuperar los precios bastante”.

Carrasco explicó que la gente “viendo que el novillo va a estar en buen precio, va a salir a perseguir la reposición y va a llegar tarde. Siempre estamos llegando tarde. Correr de atrás el negocio es lo que más caracteriza”, explicó el principal de Conexión Ganadera.

En ese sentido, Carrasco aseguró que “es un momento fantástico” para comprar reposición, primero, porque “no es verdad que no va a llover nunca más”. El ciclo productivo continúa y se debe seguir apostando a crecer para poder aprovechar las oportunidades que ofrecen los mercados una vez que se retome la normalidad a nivel de la demanda.