Ganadería

Mataron destacado toro Hereford de pedigree; criador destaca rápida acción policial

En Paysandú, mataron y trozaron un toro de pedigree de plantel. El dueño hizo la denuncia y a la media hora estaba la policía en el lugar.

Algo bueno dentro de lo trágico. La selección genética que impulsan los criadores uruguayos buscando la mejora de la producción de carne de calidad es el futuro de las divisas que generarán bienestar al país todo.

Seleccionar un animal de pedigree, en este caso de la raza Hereford, criarlo y luego desarrollar su genética no sólo es cuestión de dinero, sino de mucho tiempo y dedicación.

Por eso la indignación es mayor aún con los ladrones que entran a un campo,  con el único fin de robar para comercializarlo, porque no es por hambre, para comer.

En estas horas en el establecimiento “Ñu Porá” sucedió. Carnearon un torito de dos años de pedigree, seleccionado por la cabaña, sacaron algunos cortes y el resto lo dejaron abandonado contra un alambrado.

“Indigna, porque en un acto de cobardía generan no sólo pérdidas económicas, sino también en la genética”, aseguró a Rurales El País el propietario de la cabaña.

Pero, a pesar de su bronca, mencionó que “debo reconocer que hicimos la denuncia y tuvimos respuesta inmediata de la policía, se apersonó el Comisario de la zona y gente de Bepra (Brigada Especial de Prevención y Represión del Abigeato), lo que en parte nos deja más tranquilos”. El criador dijo que “aunque sigan los delitos, esta rápida reacción hace que uno se sienta más protegido por lo menos”, y confió que “ojalá, cuando los agarren, que la justicia actúe en consecuencia también”.