Ganadería

China “modera compras de carne vacuna” por “stocks de cerdo en cámaras”

El Director de Tardáguila Agromercados dijo que la gran pregunta es saber qué va a pasar cuando las cámaras de frío se empiezan a vaciar y no tengan chanchos disponibles para reponer. “Es ahí donde volverán a mirar a nuestra región”.

Carne vacuna en frigorífico.

La disruptiva situación de la fiebre porcina en China, el principal productor y consumidor mundial de carne de cerdo, ha provocado un “cimbronazo muy fuerte” en el comercio mundial de carne vacuna al disminuir de forma abrupta la oferta de productos porcinos.

El director de Tardáguila Agromercados, Rafael Tardáguila, comentó a Rurales El País que desde la feria de Sial en Shanghái hasta esta parte, la carne vacuna ha experimentado un periodo “muy revulsivo”, pero como “siempre sucede con las subas rápidas”, los mercados “se pasan de rosca” y “vuelve la moderación”.

El especialista en los mercados cárnicos dijo que en las últimas semanas, después de la explosión de los valores de la carne vacuna, la demanda “ha moderado su insistencia por comprar” y “la aceptación de que el precio sea el que se llegó”.

Explicó que se trata de “algo lógico”, que se debe entender como “bienvenido”, dado que se empieza a trabajar con “más estabilidad” en un piso de precios que está “con un escalón grande” a las referencias anteriores pero por debajo a los valores máximos alcanzados recientemente.

También considera normal que los precios se moderen porque las cámaras de frío en China están “atiborradas” de carne de cerdo, debido a que las empresas se anticiparon a sacrificar animales antes de que la fiebre contagie a los animales, lo que provocó que haya mucho stock a la espera de los altos valores.

Tardáguila entiende que la gran pregunta es saber qué va a pasar cuando las cámaras de frío se empiezan a vaciar y no tengan chanchos disponibles para reponer. “El mercado volverá a mirar para nuestra región y seguramente en dos o tres meses va a estar claro qué sucederá con la demanda y los precios”, cerró.

Escuche a Rafael Tardáguila: