agro

Se logró “reducir a la mitad el volumen de contenedores problema” enviados a China

Así lo confirmó el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Carlos María Uriarte

Se redujeron “prácticamente a la mitad” la cantidad de contenedores problema que tienen por destino los puertos de China, tras los cambios en etiquetado que registró el protocolo sanitario firmado entre ambos países.

Así lo confirmó a El País el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Carlos María Uriarte. “Seguimos trabajando y puedo adelantar que se simplificó el volumen de contenedores problema”, dijo Uriarte.

En muchos casos las empresas exportadoras lograron redireccionar hacia otros mercados esos contenedores que no pueden entrar a China.

Si bien es dinámico y el número cambia, se estima que son alrededor de 180 contenedores los que van camino a China o se encuentran en sus puertos a la espera de ser desaduanados.

“El MGAP está haciendo un relevamiento de las condiciones en que está cada contenedor”, afirmó el jerarca del Ejecutivo, reconociendo que habrá frigoríficos que se verán afectados por las pérdidas que genera ese redireccionamiento o incluso el retorno del embarque.

Mientras tanto, China continúa comprando carne bovina y menudencias en Uruguay, intentando suplir la carne porcina que perdió por los casos de fiebre porcina africana. El mercado mantiene dinamismo y valores firmes.

Asimismo, las autoridades de la Agencia sanitaria y Aduana de China (GACC), aún no comunicó a las autoridades del MGAP el resultado final de la auditoría sanitaria realizada a Breeders & Packers Uruguay (BPU), que fue la planta afectada al detectarse el error cometido por Uruguay al omitir los cambios en el protocolo sanitario. Sobre fines de la semana pasada, la Dirección General de los Servicios Ganaderos (MGAP) contestó la información adicional pedida por China tras la auditoría.