Agricultura

Según DIEA subió el área de cultivos de invierno en 2019/20

El trigo ocuparía unas 217.000 hectáreas este año.

AFP fotos – trigo.

Pablo Antúnez

La Dirección de Estadísticas Agropecuarias (DIEA) del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca estimó que se sembraron 532.000 hectáreas con cultivos de invierno en la campaña agrícola 2019/2020.

Según la Encuesta de Cultivos de Invierno el área de invierno subió 12,3% a la registrada en 2018/2019, cuando se plantaron 474.000 hectáreas.

El relevamiento destacó que la siembra de trigo abarcaría 217.000 hectáreas, un 5,4% menos que en la campaña anterior, mientras que la cebada tendría una intención de 183 mil hectáreas y estaría un 21% por encima del año anterior. A su vez, la colza y carinata continúan un proceso de crecimiento en cuanto a superficie plantada. En este caso la DIEA estima un aumento en el entorno del 47% con respecto a la zafra anterior, alcanzando las 111.000 hectáreas.

Verano. Respecto a la superficie de cultivos de verano con destino a grano seco, según la encuesta de DIEA abarcó 1.055.424 hectáreas, un 4,5% menos que en la zafra anterior cuando se sembraron 1.104.931 hectáreas.

Para el cultivo de soja, que aporta casi el 90% del área de verano, la estimación puntual es de 917.000 hectáreas sembradas, valor que con un 95% de confianza se ubica entre 861.000 hectáreas (límite inferior) y 972.000 hectáreas (límite superior). La producción de la oleaginosa fue estimada en 1.990.438 toneladas, un 29,5% menos que en la zafra anterior, en la que se produjeron 2.828.352 toneladas.

Por otro lado, el rendimiento promedio del cultivo de soja a nivel nacional fue estimado en 2.171 kilos por hectárea (kg/ha) sembrada, un 25,8% menor que en la zafra 2018/2019, cuando se alcanzaron 2.928 kg/ha.

La superficie regada de soja alcanzó las 14.000 hectáreas con un rendimiento de 3.608 kilos por hectárea, unos 1.400 kilos más por hectárea que la soja de primera sin riego.

Maíz. El relevamiento de la DIEA mostró que se sembraron con destino a grano seco unas 117.000 hectáreas con un rendimiento promedio de 6.536 kilos por hectárea.

El área regada para este cultivo se estimó en 11.000 hectáreas alcanzando un rendimiento promedio de 10.038 kilos por hectárea.