Plazarural

En tres días, Plazarural dispersó 20.024 vacunos

Como siempre, con el BROU, se colocó el 89,3% de lo ofertado, en otro remate 100% virtual, sin público.

 

Con el lógico ajuste de valores, pero un alto porcentaje de colocación, que alcanzó el 89%, Plazarural concretó la 221ª edición de su venta por pantalla, como siempre con la administración del Banco República, y una vez más en forma 100% virtual, sin público.

“Fue un buen remate porque, más allá de los valores que siempre los pone el mercado, se dispersó prácticamente el 90% de la abultada oferta, ya dentro del invierno y con zonas comprometidas en lo climático”, aseguró Alejandro Zambrano Zerbino.

El director de Zambrano & Cía. además destacó que “aún con estas condiciones nuevas que han modificado la forma de venta, logramos cumplir con el horario previsto, lo que habla de la fluidez que tuvo el mercado en los tres días de trabajo”.

Por otra parte dijo que operaron compradores de todos lados, “menos la exportación, lo que no impidió que se vendieran casi todos los terneros, el 95% de la oferta, a buenos valores ya en el final de zafra”.

Destacó además los ganados preñados, “mucha cantidad, más de 2.200”, y dijo que lo que quedó “fue porque los vendedores no aceptaron las ofertas que las hubo por todos los lotes, sino se vendía alguno más”. Pese a ello, dijo que “se hizo un buen promedio de US$ 681.

También mencionó la venta de las piezas de cría, “en muy buena forma, prácticamente a US$ 400 de promedio”.

En definitiva, Zambrano resaltó que el remate “tuvo mucha demanda, lo que hizo un mercado muy ágil, con tono distinto, si bien en algunas categorías ajustaron los valores, pero se dio una tónica distinta”.

Confianza. “Si tenemos en cuenta que la cosa no está tan clara y que hay zonas que siguen con seca, y aunque lloviera no llueve pasto, fue un muy buen remate”, sostuvo el Ing. Agr. Fernando Indarte Gianoni.

El director de Indarte & Cía. mencionó que “estamos con un invierno ya instalado, con días más cortos, frío y los verdeos atrasados”. Sumado a lo cual, “el ganado gordo que no repunta y los mercados internacionales que hace ver como que la máquina no ha tomando las revoluciones necesarias aún, como sin dudas lo hará y tendremos, no tengo dudas, un muy buen segundo semestre”.

Dijo que el remate, pese a todo eso tuvo un 90% de colocación, “lo que es un éxito para estos volúmenes de iferta”, destacando la venta de los terneros, “con mucha oferta, de casi 6.000 cabezas, y un porcentaje del 95% de colocación, bien vendidos, pese a que nuevamente no operaron los compradores para la exportación”.

Para Indarte, la correción de valores en todas las categorías, “hasta lógica”, fue moderada, “y en un menor porcentaje de ajuste que por ejemplo en el remate pasado”.

Destacó que el productor uruguayo “sigue confiando, lo que se refleja en la inversión en ganados, mirando más allá, porque confía en este negocio de la ganadería”.

Y se mostró optimista, pues coincidió, “con los principales industriales y referentes del negocio en que el segundo semestre será muy bueno”.

El remate de julio se va a adelantar para la primera quincena, aprovechando que no están las vacaciones de julio. “Plaza inquieto consiguiendo ganado para cuando la gente necesita vender y comprar, dijo Indarte.