Ganadería

Preocupa falta de personal en MGAP y dificultad de control

Federación Rural se reunió con director de Servicios Ganaderos para analizar la problemática sanitaria.

Transito por Ruta 8 en tramo cortado por obras de vialidad, frente a las instalaciones de la Division de Laboratorios Veterinarios “Miguel C. Rubino”, Dilave, del MGAP, ubicado en Ruta 8 Km. 17, Montevideo, ND 20170220, foto Fernando Ponzetto – Archivo El Pais

Pablo Antúnez

La disminución del número de técnicos en el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, está generando problemas al momento de controlar la garrapata y otros parásitos externos, además de enfermedades como la brucelosis y tuberculosis bovina.

Así quedó de manifiesto luego de la reunión que mantuvo el Consejo Directivo de la Federación Rural con el director general de los Servicios Ganaderos, Eduardo Barre.

Si bien el problema no es nuevo, se viene arrastrando desde hace algunas décadas, es más notorio cuando las parasitaciones de garrapata cobran fuerza, ayudados por el clima.

“Antes teníamos la garrapata más focalizada en los departamentos ubicados al norte del Río Negro, pero ahora es un problema que afecta a la ganadería de todo el país”, recordó el presidente de la Federación Rural, Julio Armand Ugón en diálogo con El País.

“Lo que le planteamos fue aumentar los controles, pero no hay quien controle, hay menos gente de la que se precisa. Eso es lo preocupante”, admitió Armand Ugón.

Si bien destacó la voluntad del director de los servicios ganaderos de hacer el mayor esfuerzo para combatir estos problemas, en el fondo la falta de personal afecta esa voluntad.

A nivel predial, es un mes clave para combatir la garrapata apostando a los tratamientos generacionales, que tienen por cometido disminuir las poblaciones del parásito. Los técnicos sostienen que hay herramientas suficientes para controlar la garrapata y que los fármacos que habitualmente se utilizan en su combate, bien usados, son efectivos. “No hay garrapata imposible de controlar”, advirtió el Dr. Rafael Carriquiry, experto del Instituto Plan Agropecuario (IPA).

Más allá de las parasitosis, la brucelosis y la tuberculosis también son enfermedades que preocupan a los ruralistas y así se manifestó en el Congreso Anual de la Federación Rural.

“En el encuentro con el director de los Servicios Ganaderos hubo una puesta a punto de cada enfermedad”, contó Armand Ugón. Actualmente se está haciendo una auditoría externa al Seguro para el Control de Enfermedades Prevalentes, donde los pagos del ganado están atrasados.

“Según lo que nos dice el director de los Servicios Ganaderos hay plata de sobra para pagar las indemnizaciones. Habrá que esperar que termine la auditoría y ver cómo se puede acelerar el pago”, admitió Armand Ugón. A su vez, el gobierno está preocupado por la posible aparición de trazas de específicos en los productos y su incidencia sobre los mercados, por lo que exhortó a cuidar a rajatabla los tiempos de espera.