ovinos

China continúa con precios récord para carcasas de cordero

Operadores hablan de negocios a US$ 6.200 por tonelada y hace falta más volumen.

Corderos. Los precios por los pesados están en US$ 3,55/ kilo.

Pablo Antúnez

La demanda de China por carne ovina no para de crecer y la misma tendencia se da con los precios. La reducción de la oferta de ovinos de Australia, habitual proveedor del gigante asiático, está generando una demanda adicional y es lo que está haciendo subir los valores.

El año pasado China redujo 7% las importaciones de carne ovina, pero incrementó las de carne bovina. Australia que es el principal vendedor de carne ovina a China, embarcó 118 mil toneladas, unas 34.000 toneladas menos que en 2019, según publicó Faxcarne.

Ahora, algunos exportadores hablan de negocios por carcasas de cordero uruguayo a US$ 6.200 por tonelada, cuando ya venían cotizando a US$ 5.800 por tonelada. A su vez, esa demanda adicional también empuja los precios del ovino en general -China compra todas las categorías y es un mercado para cortes con hueso-, con algunos negocios a US$ 5.100 la tonelada para ovejas y capones (por carcasas).

Los valores para los ovinos uruguayos que está pagando el mercado chino son un récord e incentivan a un rubro que quiere crecer a buscar mayores producciones anuales y apostar a tecnología para incrementar los procreos en cada encarnerada.

A su vez, la buena noticia es que las primeras ecografías en ovinos, luego de la encarnerada, están mostrando buenos porcentajes de mellizos, lo que remarca la apuesta por crecer.

El mercado mundial de carne ovina está concentrado en los grandes proveedores de Oceanía: Australia y Nueva Zelanda. Cuando su oferta cae, los importadores deben recurrir a otros productores como Argentina, Uruguay y Chile. Uruguay es un productor de carne ovina de alta calidad, tiene razas que permiten cumplir con los requerimientos que exigen los mercados más exigentes y una amplia cultura a nivel del productor, que no abandona al ovino ni en los peores momentos.

La vorágine de las compras de los importadores chinos impulsan el mercado local, donde los corderos pesados venían cotizando en el entorno de US$ 3,55 por kilo y las ovejas a US$ 3,30 por kilo de carcasa. La semana pasada, la pizarra de la Asociación de Consignatarios de Ganado marcó en US$ 3,45 y US$ 3,50 para el cordero. A su vez, las ovejas cotizaban entre US$ 3,27 y US$ 3,31 por kilo.