Remates

En Plazarural vendieron 11.519 vacunos, el 93,7% de la oferta

Colocación total de terneros, vacas invernada y los vientres entorados, desde el Hotel Cottage, con administración del Banco República.

Balance positivo hicieron los integrantes de Plazarural tras su remate 196º que finalizó ayer en el Hotel Cottage con administración de Banco República.

“Fue muy buen remate, pese a que corrigió a la baja en algunas categorías frente al muy bueno que hicimos en junio”, analizó Alejandro Zambrano Zerbino.

De todas maneras, para el presidente de Plazarural “son niveles de precios que conforman a los vendedores, sino no se hubiera dado el casi 94% de ventas, de un remate que tuvo 1.500 reses más que el año pasado en julio de 2017, lo cual es atípico”.

Analizó que hoy en los remates y negocios en el campo, la oferta de volumen de negocios es menor. “Entonces pues fue un negocio donde hubo muy buenas oportunidades, pero también el mercado respondió y reaccionó en categorías muy interesantes, como los ganados preñados donde había una muy buena oferta y se vendió casi el 93% a 580 dólares”. Agregó que hubo interés por varios lotes “que por ahí los vendedores se pusieron un poquito más duros, lo cual también es lógico sabiendo que en agosto normalmente los ganados valen más”.

Destacó el volumen de los ganados preñados, así como el nivel de ventas de las terneras,  “una muy buena oferta y se colocó un alto porcentaje”. Mencionó que “cuando la ternera, los ganados de cría y los ganados preñados se venden bien y hay interés, refleja claramente que la expectativa que tiene el mercado y el productor ganadero en general para adelante es positiva y ojalá se cumpla y tengamos una mitad del 2018 todo lo buena que fue el primer semestre”.

Según Zambrano lo que no se vendió fue por problemas de base de precios, “pero en todos los casos hubo interés”. Consideró que “quizás el feriado y la vuelta de las vacaciones y del Mundial distrajo a la gente, pero fue un muy buen remate con un nivel de ventas importante que además aportaron el 1/1000 para la Federación Rural”, lo cual también los deja contentos “que Plazarural pueda servir como soporte financiero de instituciones que trabajan por los intereses de los productores”.

Sin problemas.

El Ing. Agr. Fernando Indarte Gianoni, lo definió como un muy buen remate, “porque se dispersó casi un 94% de la oferta, no hubo ningún problema en ninguna categoría y en alguna se dio el 100% de venta”. Mencionó que si bien hubo una corrección de valores a la baja, “es lógica y es sano que en un mercado genuino y transparente que es referencia por el volumen, los valores varían para el lado que diga el mercado que es quien tiene que poner el precio, marcar que subió o que bajó”.

Explicó el comportamiento del mercado por la época del año y a la disponibilidad de pasturas. “Se vio claramente en terneros, que si bien en el macho hubo 100% de colocación sin actuar la exportación, se veía que cuando entraban los livianos, no hacían los precios que se dieron en el remate anterior, no tenían el atractivo del anterior y es porque no hay pastura de calidad para esos terneros, lo mismo pasó en la ternera y afectó al resto de las categorías de invernada, salvo la vaca”.

Y también destacó la venta de los vientres preñados.

Según Indarte fue “un flor de remate”, y aseguró que estaba dentro de lo que pensaba. “Con seguridad en agosto, la gente ya ve días largos, más cerca de la primavera, el mercado se estabilice y corrija para arriba”. Consideró que “la oferta no va a aparecer. En ese mes la gente ya guapea un poco más”, dijo.

Rurales EL PAIS