Ganadería / Remates

Plazarural dispersó 25.367 vacunos de invernada y cría

El grupo resolvió hacer un remate extra entre 5 y 6 de abril, independientemente del marcado para los días 18, 19 y 20 de ese mes.


En tres días, Plazarural logró dispersar 25.367 vacunos, el 88,04% de lo que se ofertó en el 191º remate por pantalla, que tenía el ingrediente extra con el Plaza Angus.

La fuerza de la genética.

Según Gerardo Zambrano Antón fue muy buen remate. “Realmente en lo previo había alguna incertidumbre por el volumen de vacunos y lanares, en un contexto sin lluvias más allá de algunos anuncios”, analizó. Más, teniendo dentro de los 30 mil vacunos, prácticamente 7 mil entre terneros y terneras y más de 5.000 machos, entonces la incertidumbre estaba.

“Pero los terneros no sólo se vendieron el 100%, sino que con promedios mejores que en el muy buen remate anterior”. Luego, la escalera de novillos, “si bien tuvo alguna baja leve, si se analiza a dos remates atrás, los promedios son iguales”.

En las vacas de invernada, según Zambrano pasó lo mismo, “un volumen importante, de más de 2.500, vendiéndose el 100% de la categoría, con precios corrigieron a la baja pero un volumen importante”.

Y dijo que en los vientres preñados, “los ganados Angus se destacaban y vendían, eso defendió el remate porque son difíciles de conseguir”.

En este punto Gerardo Zambrano aseguró que “los ganados buenos, pesados se vendieron, lo que no se vendió son vaquillonas nuevas, recién preñadas que tienen que pasar todo un invierno para que paran y después preñarlas de nuevo. Entonces no es un tema de precio, es de comida”. Esas son las que quedaron.

Respecto a las piezas de cría, categoría con varias posibilidades, “tuvo dinámica total, con precios destacados que si bien marcan un menor valor porcentual que el remate pasado, hay que ver que eran prácticamente 5.000, que se vendieron el 100%”.

Ya en la cría, Zambrano analizó que las terneras, categoría complicada, más trabajosa, se adecuó a los valores, “pero se fue vendiendo, sobresaliendo los Angus, muy bien”. En esta categoría destacó los lotes de Lingay SA (a 2,36 y de la Suc. Do Nascimento , a US$ 2,30).

Y el mismo tono siguió alineado para las vaquillonas de 1 a 2 años y las de más de 2 años, un poco más trabajoso pero vendiéndose.
Gerardo Zambrano subrayó que “el productor se adaptó a los valores actuales y salió un remate muy bueno por el volumen y por la calidad de los ganados”. La conclusión que sacó fue: “el productor agropecuario, y el ganadero en particular, toma coraje y hace inversión en genética”.

Resaltó el concepto, pues: “hay problemas, de clima, de costos, que todos sabemos, pero cuando se da la oportunidad de invertir en genética hay que aprovecharla”. Y se dio, dijo, “en todos los ganados buenos, fundamentalmente Angus”.

La “magia” de Plazarural.

En el mismo sentido fue el análisis del Ing. Agr. Fernando Indarte Gianoni, para quien “sorprendió gratamente el remate porque en la previa, con la oferta que teníamos, la situación que está buena parte del campo uruguayo y las conversaciones con los interesados, nos hacían prever que fuera mucho más trabajoso de lo que terminó siendo”.

Lo catalogó como “súper ágil y dinámico colocación de más de 25.000 cabezas”.

Por categorías destacó los terneros, “de la mano de la fila de excelentes ganados”; las vacas de invernada y piezas de cría “vinculado a varias liquidaciones y ganados de excelente calidad, especialmente Angus que siempre están en los remates de Plazarural”. Y además en la cría, “se diferenciaron los lotes de buena calidad, también empujados por varias liquidaciones que son un plus”.

Según el Ing. Indarte “el comprador tiene muchas ventajas en Plazarural, es la magia del grupo: gran volumen para elegir, ganados de muy buena clase en su gran mayoría, plazo y todo eso hace que se genere la oportunidad”.

Eso, dijo, “es la fortaleza que además marca la referencia en el mercado”. Y destacó que “la calidad se paga. En el Plaza Angus se nota que el mercado premia la genética y eso es buena cosa para todos”.

Sobre el momento, Indarte dijo que “la producción tiene que seguir, y con estas altas faenas semanales la gente tiene que reponer, el criador está en la zafra de venta de sus terneros, es cuando se hacen los tactos y salen las vacas falladas, eso no se corta”.

Pero aún así, sentenció que “la sorpresa es que anduvo tan bien pese a todo”, porque se dio que “la gente está saliendo de los ganados con un poco menos de kilos que otros años, pero los está vendiendo a buenos precios y esta herramienta que es Plazarural lo permite”.

Remate extra.

El Ing. Indarte sostuvo que “como debemos tener reflejos y estar atentos a las señales del mercado, y la gente necesita vender, vamos agregar un remate que no estaba en el calendario pre establecido”. Será los días jueves 5 y viernes 6 de abril, con cierre de inscripciones el 26 de marzo.

“Para alguno que quiera ajustar carga después de estas aguas anunciadas haremos este remate extra, independiente del otro del 18 al 20 de abril”, apuntó Gerardo Zambrano.

Rurales EL PAIS