Ganadería

Industria “mejor armada” para enfrentar otoño

Productores aguardan más lluvias y confían que mejoren precios

Sector ganadero confía en que el mercado continúe con firmeza.

El mercado ganadero está mostrando menor oferta de ganado gordo. Los productores están jugados a las lluvias anunciadas para esta semana y la industria frigorífica, que está con ganado comprado entre 10 y 15 días para adelante, está pasando menores valores.

“Los productores no están haciendo negocios a los precios que hoy están pasando los frigoríficos y se nota una menor oferta en todas las categorías”, explicó a El País Ignacio Trigo, vicepresidente de la Asociación Consignatarios de Ganado, además de integrante de la firma Rodeos del Uruguay SRL.

El consignatario dijo que los frigoríficos están focalizados en la industrialización de los ganados de corral que van quedando y está pasando como referencia entre US$ 3,45 o US$ 3,50 por kilo de carne para el novillo gordo, siempre en caso de ganados de punta. Como referencia para la vaca gorda, la propuesta se centra en US$ 3,30 por las mejores vacas. Semanas atrás ambas categorías lograban mejores valores.

Analizando el mercado en el corto plazo, Trigo reconoció la dependencia que tiene el mercado ganadero con las lluvias anunciadas para esta semana.

“El volumen de los ganados de corral, en la medida que van pasando los días, se va liquidando y si llueve creo que en 10 o 15 días el mercado puede llegar a afirmarse de nuevo. De lo contrario seguirá más o menos en estos valores”.

Por otro lado, el CEO de Marfrig Conosur, Marcelo Secco, dijo a Rurales El País que “con un área de siembra razonable y valores históricamente buenos, no creo que este invierno sea muy complicado para captar entre 40 y 50 mil vacunos semanales”.

El industrial estimó que se está “mejor armado” para entrar al otoño, con categorías invernales que han crecido, buenas señales del mercado, una clara actividad productiva en el país (sobre todo por la demanda de semilla y fertilizantes).

“Desde ese punto de vista entramos en un buen otoño. No veo que este invierno pueda ser muy complicado captar reses y mantener una actividad promedio”, explicó Secco.

Expresó que analizando el histórico, y en función de la entrada al otoño, “no vemos, más allá del desafío sanitario, ninguna señal que pueda estar en contra de mantener las plantas operando”. De todas formas, el CEO de Marfrig Conosur aseguró que es muy importante, más aún en este negocio, estar atentos a los vaivenes.

Sobre el negocio de cuota, indicó que “va a depender” de lo que pase en Europa. “Hoy los clientes están confiados y los compromisos asumidos. El viejo continente está difícil, aunque el industrial valoró que “la cuota de mayo es carne que se consume en agosto”.

“Confío en que el control pueda mejorarse y los operadores vuelvan a dar señales”, dijo.