tributos

El agro pagará más por la Contribución Rural

Aumento del 22% al eliminarse rebaja.

Industria arrcoera -  trabajador rural

Productores. El 30 de septiembre deben pagar la primera cuota del Impuesto de Primaria en el agro.

 

En el proyecto de ley de Presupuesto el Poder Ejecutivo elimina una rebaja de 18% en la Contribución Inmobiliaria Rural, lo que implicaría un aumento de la carga tributaria del entorno del 22% de este impuesto a los productores.
El artículo 628 del proyecto que el presidente Tabaré Vázquez envió el 31 de agosto al Parlamento, deja sin efecto el primer inciso del artículo 448 de la ley de Presupuesto del gobierno de Jorge Batlle (2000-2005), que estableció esta rebaja en la Contribución Inmobiliaria Rural.
Este asunto llamó la atención de legisladores de la oposición y despertó inquietud entre las gremiales de productores rurales, que esperaban que en este período de gobierno no hubiera aumento de la carga tributaria, tal como lo anunciaron en la campaña electoral el presidente Vázquez y el ministro de Economía, Danilo Astori.
El diputado blanco Jorge Gandini (Alianza Nacional), dijo a El País que el martes, cuando concurra Astori a la comisión de Hacienda y Presupuesto de la Cámara de Representantes, le reclamará al ministro “que no fue claro” con la oposición cuando le presentó el proyecto el 26 de agosto en la Torre Ejecutiva. “Ante una pregunta nuestra nos dijo que no iba a haber cambios tributarios”, recordó Gandini.
El legislador agregó que a la eliminación de esta rebaja en la Contribución Inmobiliaria Rural se suman las modificaciones a los aportes de los profesionales universitarios al Fondo de Solidaridad, que lo extiende hasta los 70 años. “En este momento no parece ser una buena medida”, dijo Gandini.

Jorge  Gandini

Gandini dijo que Astori “no fue claro” con la oposición al explicar el presupuesto

La eliminación de la rebaja en la Contribución Inmobiliaria Rural también le fue planteada el viernes al senador blanco Álvaro Delgado (Todos), en una reunión con productores lecheros en la Asociación Rural de San José. Allí los productores explicaron que el cambio implicaría pagar un 22% más del impuesto, por una relación matemática: sobre una base de 100, la rebaja de 18% dejó el impuesto en 82, y si ahora a esta cifra se le agrega el 18% que se restablece, el aumento es de 21,9% sobre lo que venían pagando.
Los productores también hicieron notar que si a este aumento se le suma el Impuesto a Primaria, pagarán entre un 40% y un 45% más de que lo que pagaron por Contribución Inmobiliaria Rural en el año 2014.
El Impuesto a Primaria en el agro, que comenzó a regir este año, se paga en tres cuotas: la primera vencerá el próximo 30 de septiembre, la segunda el 6 de noviembre y la tercera el 11 de diciembre.
El artículo 628 del proyecto de Presupuesto de Vázquez que elimina la rebaja de 18% a la Contribución Inmobiliaria Rural, mantiene otras disposiciones sobre este impuesto de la ley de Batlle. Por ejemplo, que los propietarios de padrones rurales que exploten predios que no excedan las 200 hectáreas índice Coneat 100 estarán exonerados del pago de la Contribución Inmobiliaria Rural por hasta las primeras 50 hectáreas equivalentes, pagando el impuesto sobre el resto.
En Uruguay la propiedad de la tierra está gravada con tres impuestos: la Contribución Inmobiliaria Rural, cuya recaudación está destinado a las intendencias; el Impuesto al Patrimonio y el Impuesto de Primaria, anunciado en la campaña electoral por el presidente Vázquez y restablecido este año.
El Impuesto de Primaria en el agro fue sancionado en julio pasado, con votos del Frente Amplio y del sector Alianza Nacional del senador Jorge Larrañaga. Este grupo votó convencido de que los recursos obtenidos por el impuesto irán a las escuelas rurales, algo que el resto de la oposición cree que no ocurrirá.
La ley establece que al Impuesto de Primaria lo deberán pagar los propietarios de inmuebles rurales con explotación de predios superiores a las 300 hectáreas Índice Coneat 100.
El gobierno calcula que la recaudación del Impuesto de Primaria en el agro rondará los US$ 18 millones y que lo pagarán los propietarios de alrededor de 14.000 establecimientos rurales de los 44.781 que existen en el país, algo más del 30%.
Hoy la mayor parte de lo que recauda este impuesto (alrededor del 90%) proviene de los inmuebles urbanos y suburbanos. En 2014, la recaudación por el Impuesto de Primaria en inmuebles urbanos y suburbanos fue de unos US$ 64 millones, el 60% en Montevideo.
El nuevo impuesto fue rechazado por las gremiales agropecuarias, que alertaron que afectará la competitividad del sector.
El presidente de la Asociación Rural, Ricardo Reilly, dijo en abril en la Comisión de Hacienda del Senado, que el Impuesto de Primaria “va a afectar a productores que con sus ingresos de capital -o sea, antes de pagar este impuesto- no llegan a cubrir el costo de la canasta básica familiar a lo largo del año”.
Héctor Álvarez, contador de la Asociación Rural, consideró en la misma comisión del Senado que cada productor tiene que pagar un monto que asciende a 1,50 dólares por hectárea, que equivale a poco más de un tercio de la Contribución Inmobiliaria Rural. “Quizá se piense que 1,50 dólares no es tan material, pero cuando uno lo toma en cuenta con respecto a la rentabilidad del sector, se ve de otra manera. Hay que tener en cuenta que la rentabilidad en el sector agropecuario es muy baja”, indicó.

Rurales EL PAIS