Sin categoría

Siembra de arroz muestra mayor atraso del quinquenio

Clima hizo que apenas se plantara el 10% del área país.

Industria  arrocera

Arrocera. Productores están muy preocupados por el clima.

 

Pablo Antúnez.
Las siembras de arroz llevan el mayor atraso que se haya visto en los últimos cinco años, pues apenas está plantado a nivel país entre 10% y 11% del área estimada que serían poco más de 160.000 hectáreas.
En Uruguay la fecha óptima de siembra de este cereal va del 15 de octubre hasta casi fines de noviembre, pero este año, debido a las lluvias, prácticamente no se pudo plantar nada en lo que va del mes.
Según confirmó a El País el vicepresidente de la Asociación Cultivadores de Arroz (ACA), Hernán Zorrilla, el poco arroz que hay plantado fue sembrado antes del 20 de septiembre y “está naciendo con mucha dificultad. El problema es que no hay ventana de siembra para poder hacer un área importante o lograr mayores avances”.
Según la visión de Zorrilla, “hay mucha área preparada, muchos productores con buena capacidad de siembra, pero no se da la ventana de siembra debido a las lluvias. Precisamos una semana o 10 días de siembra para adelantar”.
Esta semana las lluvias que se vienen registrando en las cuencas arroceras del norte y este del país atrasarán las tareas otra semana sin que los productores puedan hacer nada.
El vicepresidente de ACA recordó también que desde el 20 de septiembre pasado hasta ahora, “prácticamente no se pudo sembrar nada” y la dificultad para emerger que muestran los cultivos plantados temprano se deben a que las temperaturas son históricamente bajas para octubre. Los reportes del INIA continúan hablando de temperaturas por debajo del promedio para octubre y muy por debajo de lo que fueron las del año pasado.
Cuando más atrás se vayan las siembras del cereal, más se condicionan los potenciales de rendimiento de los cultivos.
Desde la ACA aseguran que es difícil pronosticar una mayor caída del área de la proyectada -se estimaban unas 162.000 o 165.000 hectáreas frente a las más de 170.000 del ejercicio anterior-, pero desde que se terminó de plantar la zafra pasada hasta ahora hubo varios cambios. Los arroceros, primero, tuvieron que lidiar con una sequía, además de que hay productores con sus números bastante complicados debido a los costos del cultivo. La sequía provocó una caída del volumen de agua en las represas -el sector siempre planta en función del agua que tiene para regar-, luego comenzó a llover y no paró más.
“Prácticamente el problema para el área nacional de arroz ya no es el volumen de agua en las represas, pero ahora puede llegar a ser la fecha de siembra. El año pasado el 40% del arroz se sembró en noviembre, pero teníamos un área importante sembrada en octubre, hubo una zafra con rendimientos récord porque febrero y marzo fueron excepcionales. No es lo estadísticamente esperable”, explicó Zorrilla.
“Muchos productores no pudieron plantar nada y cuando más atrás se vaya la fecha de siembra, más corren el riesgo de enfrentar rendimiento más bajos”, recordó el vicepresidente de la ACA. En la zafra 2013/14 se plantaron 170.714 hectáreas, con una producción de 1.345.685 toneladas de arroz cáscara y rindes de 8.783 kilos por hectárea, según la ACA.

Rurales EL PAIS