riego

Conferencia Inter Regional de riego será en Uruguay

Expertos Mundiales discutirán avances y desafíos del sector.

CULTIVOS

Agricultura. Con el riego se busca alevar más la productividad.

 

Pablo Antúnez. 
Por primera vez, Uruguay será sede de la Tercera Conferencia Inter Regional sobre los Desafíos en Suelo y Agua. El acontecimiento se desarrollará del 28 al 30 de septiembre en la sede de INIA La Estanzuela (Colonia), con la participación de 15 expertos mundiales de primer nivel y con más de 270 congresistas de diversos países. Ayer fue lanzada en rueda de prensa y lo más importante es que Uruguay fue elegido como sede en el Año Internacional del Suelo.
Se consiguió la sede gracias a las gestiones del profesor Mario García, grado cinco de Facultad de Agronomía y especialista en riego, desaparecido físicamente. La conferencia girará en torno a los siguientes ejes temáticos: recursos naturales limitados; planificación y manejo; riego y drenaje; sistemas de medición y sistemas de soporte de decisión.
“No es sólo regar, hay que fortalecer la investigación, encontrar las respuestas tecnológicas que la intensificación productiva va a tener. No queremos producir más a cualquier costo, la intensificación debe ser sostenible y si la intensificación es una herramienta que está al servicio de la intensificación hay que saber cómo manejarla”, aseguró ayer el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre en el acto del lanzamiento de la citada conferencia.
Según la visión de Aguerre, “Uruguay debe pasar de ser un país que espera la lluvia para ser un país que se prepara para recogerla, aprovecharla, ahorrarla y aprovecharla cuando es necesaria. Esa es una las transformaciones del Uruguay agro inteligente”, agregó.
Por su parte, la directora de Recursos Naturales del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, Mariana Hill, consideró que Uruguay “debe empezar a regar apuntando a lograr un segundo piso -tanto en la producción de granos como en la de carne vacuna- en sus producciones”.
A su vez, Claudio García, ex decano y profesor de la Facultad de Agronomía, reconoció que el uso del riego permite lograr en el agro “asegurar un nivel de productividad alto y estable entre los años”, pero también implica “el uso más intensivo de las áreas de alta productividad, manejar y conservar sus suelos”.
García recordó también que “las experiencias de riego que hay en el mundo están focalizadas en zonas áridas, no en zonas como las nuestras”. Uruguay tiene un promedio anual de lluvias de entre 1.200 y 1.500 milímetros, pero en primavera y verano, generalmente se experimentan déficit de agua que complican y tiran abajo la productividad del campo.
Para el decano de la Facultad de Agronomía, Jorge Urioste, es un orgullo que esa casa de Estudios apoye la conferencia. Urioste destacó el trabajo multidisciplinario y sostuvo que “esa es la respuesta que Uruguay tiene que dar para lograr un mayor uso del riego”. Para Urioste, la conferencia “aportará nuevos desafíos de investigación”, principalmente adaptados a la realidad uruguaya.
A su vez, Álvaro Roel, presidente del INIA, también consideró que la conferencia de referencia abre “una oportunidad para intensificar y fortalecer las áreas de investigación. Abre oportunidades para detectar los puntos débiles y las fortalezas”.
Investigadores y autoridades coinciden en que “el riego es el factor que moverá la aguja de la producción agropecuaria del Uruguay”, pero aún hay barreras como los costos que impiden un mayor uso de esta herramienta.
La mayor preocupación de Uruguay ha sido el control de la erosión y el uso más eficiente del agua. El cuidado del medio ambiente y principalmente el de los suelos, pasó a convertirse en una política de Estado y hoy es visto en el mundo como uno de los países que está a la vanguardia en este tema.
Por eso, el mayor uso del riego a futuro, también provocará un mayor control de la erosión y de los recursos naturales y ese es el gran desafío.

Rurales EL PAIS