políticas

Protestan por fábrica de Monsanto en la Argentina

Será la más grande del mundo y estará ubicada en Córdoba.

Monsanto-GMO-777x437
Un centenar de militantes contra los transgénicos se manifestaron ayer en las instalaciones de Monsanto en Trèbes, al sur de Francia, para protestar contra la construcción de una planta del gigante agroindustrial norteamericano en Argentina. La acción fue decidida en una asamblea general de un grupo antitransgénicos “en solidaridad con los agricultores y los ciudadanos argentinos”, que protestan contra la construcción de la planta cerca de Córdoba, “la más grande de Monsanto en el mundo”, indicaron los manifestantes en un comunicado.

Los activistas forzaron la puerta de la planta francesa y luego ocuparon el estacionamiento con el autobús en el que iban. También organizaron pequeños espectáculos musicales. La planta de la discordia, destinada al almacenamiento de semillas para la siembra, está ubicada en Malvinas Argentinas, una localidad rural de 15.000 habitantes a unos 25 km de la ciudad de Córdoba, la segunda del país.

Paro. Mientras tanto, en Argentina,  los camioneros dedicados al transporte de granos comenzaron un paro por tiempo indeterminado, en protesta por la falta de acuerdo por el precio de las tarifas entre los transportistas y el gobierno. El paro está afectando el movimiento de granos hacia los puertos y pone en riesgo la exportación del producto. La medida de los camioneros se produce en momentos en los que los agricultores ya recolectaron prácticamente toda la soja del país, aunque aún restan varios lotes de maíz 2015/16 por trillarse en algunas zonas. En un país con una inflación que supera el 30% anual, el sector se queja de que el aumento en los costos ha golpeado su capacidad operativa. Los operadores sostienen que para que la protesta tenga impacto sobre la exportación de granos tiene que extenderse (en base a Reuters).

Rurales EL PAIS