Ovinos

Ecografías siguen mostrando altos índices de mellizos

Productores y técnicos esperan una buena parición de corderos para aprovechar los buenos precios.

Ovinos.

Pablo Antúnez

A medida que avanzan las ecografías en ovinos sigue apareciendo un alto porcentaje de mellizos e incluso trillizos, esperándose una buena cantidad de corderos, confirmó a El País el Dr. Jorge Bonino Morlán, asesor del Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL).

Los diagnósticos de gestación alientan a los productores y técnicos a estimar que se concretará una buena parición. “Debemos cuidar los corderos al momento del nacimiento y durante los primeros días de vida para que puedan seguir criándose al pie de la madre y lleguen bien al destete y para que se pueda hacer una buena recría. Eso permitirá incrementar el stock ovino al retener las hembras y cumplir con la demanda de carne ovina”, afirmó el especialista.

El número de mellizos, incluso en algunos casos, parece más alto que en otros años, dependiendo de la raza, de la cruza y del sistema de producción.

Bonino recordó que los precios de la carne ovina “son buenos”, pero aseguró que “van a ser mejores cuando podamos cristalizar ciertos mercados que están a punto de abrirse”, en una clara alusión al inminente ingreso de carne ovina uruguaya con hueso a Estados Unidos.

Esa habilitación será para corderos procedentes del compartimento ovino de alta bioseguridad, herramienta creada por Uruguay para eliminar científicamente los argumentos de aquellos países que no admiten la carne ovina con hueso cuando procede de un país libre de fiebre aftosa con vacunación. En el ovino, el partido se juega con hueso, principalmente a nivel de la Unión Europea, pero también en los países del Nafta (Canadá, Estados Unidos y México).

“Las ovejas se preñan”, aunque “se selecciona poco las que fallan, salvo en los predios que hacen ecografías y llevan registros. Prácticamente el 96% de las ovejas aparecen preñadas, falla apenas un 4% o 5% y con un poco de selección se puede llegar al 100% de preñez”, afirmó el especialista del SUL.

Mientras las ecografías avanzan se hacen las esquilas pre parto. “Las ovejas están en buen estado, pero no hay que descuidar nunca las parasitosis gastrointestinales, las dosificaciones pre parto y si hay un potrero preparado para la parición dejarlas ahí. Hay que manejar las ovejas bien comidas y tranquilas, como sabe hacerlo el productor y además, estar siempre atento”, dijo Bonino.

En el momento de la esquila pre parto “hay que aplicar medidas pos esquila que sirvan para controlar el piojo, que está bastante extendido. Siempre hay que tratar la totalidad de los animales y concertar con los vecinos para que hagan el tratamiento en el corto plazo para combatir el problema”.

El asesor del SUL pidió a los productores que estén atentos para detectar tempranamente sarna ovina.“Es una enfermedad muy fácil de controlar y erradicar, también se está presentando bastante. Hay que cuidar las ovejas y hacer tratamientos coordinados con los demás predios vecinos”, agregó el profesional.

Rurales EL PAIS