Lechería

Leche en polvo entera con los valores más altos desde 2015

En remate de Fonterra subió 18,9% y llegó a US$ 2.695/ton.

Tambos. Foto: archivo El Paìs.

Tambos. Foto: archivo El Paìs.

El valor promedio de la tonelada de leche en polvo entera —el principal producto de exportación del Uruguay— subió ayer 18,9% en el segundo remate mensual de la neocelandesa láctea Fonterra, sorprendiendo a operadores y analistas.

Ese producto fue el que mostró mayor suba de precios al posicionarse en US$ 2.695 por tonelada, pero a la vez, alcanzó el mayor valor desde octubre de 2015.

A su vez, los contratos a futuro mostraron variaciones de precios elevadas, estimulados por la suba de valores.
Ayer, las proyecciones hasta febrero manejaron valores estimados entre US$ 2.646 y US$ 2.814 por tonelada.

Mientras tanto, la leche en polvo descremada también subió pero mucho más levemente. El incremento apenas alcanzó 3%, posicionándose en 2.028 por tonelada.

El queso Cheddar, otro de los productos habituales que cotizan en la plataforma de Fonterra —la empresa que más produce leche en polvo en el mundo y la que marca los precios base del mercado mundial— mostró un aumento de precios de 8,9% y llegó a US$ 3.157 por tonelada.

En general, el resultado del segundo remate mensual de Fonterra mostró un resultado positivo. El precio promedio para todos los lácteos se incrementó 12,7% por sobre los registrados en el primer remate de agosto de 2016; el precio promedio fue US$ 2.731 por tonelada. Se vendieron 37.766 toneladas de productos lácteos, cerca de 2,3% encima del volumen subastado en el mismo período del año pasado.

Producción. El especialista de la consultora holandesa Rabobank, Kevin Bellamy, sostuvo que el crecimiento de la producción está definitivamente disminuyendo, con una reducción de 10% esperada ahora en América del Sur, debido al exceso de lluvias en Argentina y los mayores costos en Brasil.

El crecimiento de la producción en Estados Unidos también se está desacelerando, según la consultora.
Bellamy también destacó que los procesadores de China se volvieron importadores más baratos. La producción de leche también está cayendo en la Unión Europea, mientras que los productores australianos y neocelandeses están enviando más vacas a faena.

El analista aclaró que no se registró una evacuación en masa de la producción lechera como se tenía previsto en Nueva Zelanda, a pesar del bajo precio promedio de los últimos 12 meses.

Las tasas de faena de vacas lecheras aumentó menos de 10% y la producción de Nueva Zelanda permaneció atípicamente alta en la segunda mitad de la estación lechera, debido a las condiciones extraordinarias de crecimiento de la pastura.

Además de eso, las incertidumbres generadas por la salida del Reino Unido de la Unión Europea perjudicaron las condiciones de mercado para los exportadores irlandeses e ingleses para el próximo año.

Según ellos, los bajos precios del petróleo también continuarán perjudicando la demanda de lácteos desde mercados como África y Medio Oriente.

La caída de la producción también afecta a otros jugadores como es el caso de Uruguay, producto de la crisis que vive la lechería, perjudicando a la industria que tiene costos fijos y menos litros para procesar.

Rurales EL PAIS