Lechería

Gobierno decidió empezar estudio sobre Indulacsa

Comisión de Competencia mira baja de precios a tamberos.

GANADO VACUNO TOMANDO AGUA EN BATEA, GANADO HOLANDO, VACAS LECHERAS,  TAMBO  EN SAN JOSE, RECORRIDA POR SEQUIA EN CAMPOS DEL DEPARTAMENTO DE SAN JOSE, ESCASEZ DE LLUVIAS, ND 20090102 - INES GUIMARAENS

Tambos. La lechería uruguaya continúa en crisis y en el norte el clima castiga los predios lecheros.

Pablo Antúnez.
La Comisión de Promoción y Defensa de la Competencia -un órgano desconcentrado del Ministerio de Economía y Finanzas-, decidió atender la consulta de la Sociedad de Fomento Rural de la Industria Lechera de Salto (Sofrils) sobre la empresa Indulacsa-Lactalis. Es que está aplicando una baja en el precio de la leche remitida por los productores que se hizo más abrupta a partir de mediados de julio de 2014. El precio que está pagando hoy Indulacsa-Lactalis está entre 30% y 40% por debajo del que pagan las demás plantas lácteas.
Como se considera que esa baja de precios de la leche no obedece a ninguna coyuntura especial y no es acompañada por la totalidad del mercado, la citada comisión decidió comenzar con un estudio preparatorio del mercado de la leche fresca, en particular en su eslabón de comercialización entre el productor y la industria.
La Comisión de Promoción y Defensa de la Competencia destacó que Indulacsa-Lactalis no compareció a evacuar las dudas pese a las notificaciones.
La baja de valores que mantiene para sus remitentes fue denunciada varias veces a las autoridades del Instituto Nacional de la Leche (Inale). En promedio los productores están recibiendo $ 4,50 por litro, cuando el resto de las empresas lácteas -siempre dependiendo de la cantidad de sólidos de la leche- están pagando entre $ 6 y $ 7 por litro.
Los intentos de los productores por redireccionar la remisión de sus tambos hacia otras empresas no sirvieron pues, en la mayoría de los casos, el resto de las industrias no está incorporando más leche, pues están con altos stocks y con un mercado internacional complicado.
“El informe analiza la situación consultada y concluye que la conducta identificada por quien la formula podría ser ilegal, conforme lo dispuesto en el art. 4, literales A y H de la ley 18.159”, señaló la resolución de la comisión. Eso es “concertar o imponer directa o indirectamente precios de compra o venta u otras condiciones de transacción de manera abusiva” y “establecer injustificadamente zonas o actividades donde alguno o algunos de los agentes económicos operen en forma exclusiva, absteniéndose los restantes de operar en la misma”, según la ley.
Por otro lado, algunos informes manejados en la Junta Directiva del Inale, demuestran que la empresa, hoy de capitales franceses, está vendiendo productos a buenos valores como para poder pagar un precio más cercano al del resto de la plantas lácteas.
Sergio Filgueira, presidente de la intergremial de Productores de Leche (IPL) y directivo del Inale, recordó que la situación de la lechería uruguaya “sigue complicada”. Más aún, los tamberos de Salto que remiten en total unos 30.000 litros a la empresa cuestionada, “están soportando los problemas generados por el exceso de lluvias y muchos que plantaron verdeos de verano los perdieron. La gente está tratando de aguantar sin cerrar los tambos, pero son productores chicos y no tienen otra alternativa productiva más que mantenerse dentro del negocio lechero”.

Rurales EL PAIS