Lechería

Conflicto en el transporte de recolección de leche dañan a los tambos

Pablo Antúnez
La Asociación Nacional de Productores de Leche (ANPL) denunció hoy que hay tambos que siguen sintiendo los daños provocados por las medidas gremiales, en el marco del conflicto que vivió el gremio del transporte dedicado a la recolección de leche la pasada semana.
Los camioneros retrasaron la recolección y las descargas de las cisternas en las plantas pasteurizadoras —el conflicto fue por el despido de una trabajadora— alteraron los horarios de ordeñe y en plena primavera, cuando mayor cantidad de leche se produce, se generó una serie de infecciones de ubre en las vacas (mastitis) que todavía se están combatiendo.
Si bien el conflicto se solucionó, los productores dicen estar en Asamblea Permanente, “alertas y preocupados por las acciones que se puedan generar. No las toleramos, no las vamos a contemplar y esperemos que todos los actores de la cadena tengan la suficiente madurez de participar  en el rol que le toca a cada uno, pero con la consciencia de la situación que vive el sector”, dijo el presidente de la Asociación Nacional de Productores de Leche, Rodolfo Braga.
El gremialista recordó que “hubo casos de atrasos de ordeñe de hasta 6 horas, muchos tambos tuvieron  atrasos de dos o tres horas  y en una época que se genera mucha leche eso es fatal para el ganado, porque provoca fuertes infecciones en las ubres”. Para la ANPL y todos los tamberos, lo “más indignante es que el gremio decidió retrasar las descargas de las cisternas y demorar la recolección de leche en los precios en momentos en que más  producción hay”.
Braga explicó que cada hora que se retrasa el ordeñe, no sólo se perjudica al personal del tambo, sino que “se corre un alto riesgo de que haya mastitis en las vacas. De incurrir en esto, hay un tiempo de espera en la leche que es normal por el tratamiento con antibióticos, toda esa leche se descarta y es pérdida directa para el productor”.
Rurales EL PAIS