Internacionales

Critican a la Unión Europea ante la poca reacción frente a las barreras de Rusia

Desde el Copa-Cogeca, organización que agrupa a las asociaciones agrarias de la Unión Europea se ha celebrado una reunión en Helsinki en la que se estima que el sector agropecuario de la Unión Europea está pagando un alto precio por la disputa internacional entre la UE y Rusia frente a la prohibición rusa de las exportaciones agrícolas de la UE.

Ante esta situación, su máximo dirigente, Pekka Pesonen, ha asegurado que desde agosto de 2014 los agricultores y ganaderos de la UE han dejado de percibir 16.000 millones de euros al año por el comercio con Rusia: “era nuestro mayor destino de la UE y exportación, nuestro cliente número uno. El embargo comercial de Rusia ha eliminado aproximadamente la mitad, 5,5 millones de euros, de nuestras exportaciones agroalimentarias. La prohibición ha afectado en particular, la industria láctea europea, la carne y las frutas y verduras del mercado, poniendo presión a la baja sobre los precios y apretando los productores margen de beneficio aún más, obligando a algunos a la quiebra”, ha asegurado Pessonen.

Ante esta situación, el dirigente agrario destaca que se han reforzado los presupuestos para promoción pero “hay pocas oportunidades para utilizar estos fondos de forma eficiente”. Según asegura Pessonen, “hemos señalado reiteradamente la necesidad de utilizar nuestros servicios externos de la UE para promover no sólo la democracia; los derechos humanos y otros elementos importantes de la sociedad, sino también nuestros alimentos de alta calidad y las políticas sostenibles que rigen nuestro sector agrícola de la UE. Pero no se ha hecho lo suficiente. La acción es vital si queremos asegurarnos de que tenemos productores en el futuro para satisfacer la creciente demanda de alimentos”, ha remarcado.

Rurales EL PAIS