Internacionales

Argentina: afirman que ahora se va acelerando la venta de soja

Lo aseguró Guillermo Rossi, de la Bolsa rosarina. En las dos últimas semanas se comercializaron 5 millones de toneladas.

Los productores comenzaron a acelerar la comercialización de la soja en los últimos días, pensando en la nueva campaña. En consecuencia, en las últimas dos semanas se vendieron alrededor de 5 millones de toneladas de soja.

Si bien la semana pasada aflojó el sistema de operaciones con respecto a la anterior, hubo un flujo importante de ventas. En dicho período se registraron operaciones entre 1,5 y 2 millones de toneladas versus las más de 3 millones de toneladas que se comercializaron durante la semana del 1 al 6 de junio, récord en lo que va de este año.

Según Guillermo Rossi, analista de mercados agrícolas en la Bolsa de Comercio de Rosario, este aluvión de operaciones fue, principalmente, porque los productores necesitan financiarse para pagar deudas de insumos y servicios de la campaña 2014/15 que vencen a fin de este mes, y empezar a planificar el nuevo ciclo agrícola que ya puso primera en algunas zonas productivas con la siembra de trigo.

A su vez, la soja alcanzó un precio de 1.900 pesos ($ 5.600) la tonelada en el mercado local (346 dólares por tonelada en el Mercado de Chicago), un valor atractivo que la oferta estaba esperando. “Se recuperó con respecto al mes pasado”, detalló Rossi.

Paralelamente, cabe recordar el reciente paro aceitero que paralizó las ventas de granos por más de 25 días, lo que llevó a que se retrace el flujo de ventas.

Hasta el momento, según detalló Rossi, las fábricas y exportadoras de soja ya compraron 27,1 millones de toneladas de las más de 60 millones de toneladas que se estima para esta campaña (no se contempla carry over de 2013/14), una producción récord para el país.

Lo comercializado hasta el momento representa el 44% del total, un poco menos que lo habitual, ya que para junio suele estar vendido el 50%.

Con respecto al cultivo de maíz, Rossi indicó que en las dos últimas semanas se comercializaron 1,3 millones de toneladas: 800.000 y 500.000 toneladas en cada semana, respectivamente.

Asimismo, Rossi indicó que en los últimos años hubo un cambio en la manera de comercializar el cereal. Anteriormente, la mayor parte del área del cultivo se sembraba en fechas tempranas, en septiembre, y se cosechaba en marzo/abril.

Actualmente, hay una mayor superficie del cereal sembrado de forma tardía, en noviembre/diciembre, por lo que se cosecha en junio/julio del año siguiente. Esta modificación hace que las ventas de este grano sean más equilibradas durante todo el año.

De todas maneras, Rossi destacó que este mercado es más complicado que el sojero, por la intervención del Gobierno. Hasta el momento, los exportadores compraron 10 millones de toneladas de maíz de las 11,5 millones de toneladas que autorizó el gobierno a exportar a través de los famosos ROEs.

Sin embargo, Rossi aseguró que de los 25 millones de toneladas que se producirán en esta campaña, solo 10 millones irán al mercado interno, el resto, o sea 15 millones de toneladas, se embarcarán.

“Restarían 3,5 millones de toneladas para exportar, pero aún no se ha abierto el cupo”, explicó el analista.

Paralelamente, otro ítem que destacó Rossi fue el precio del cereal, que está muy por debajo de lo que pretenden los productores. Al cierre de esta edición, se encontraba cerca de los 1.000 pesos en el mercado local.

 

Fuente: www.clarin.com

 

Rurales EL PAIS