Ganadería

Poca oferta y caen ventas en el mercado ganadero

Se frenó baja de precios, pero hay lotes que no se venden.

MONT07- MONTEVIDEO (URUGUAY), 31/03/2015.- Vista algunos de los 19.000 novillos y terneros a bordo de un barco que partirá hoy, martes 31 de marzo de 2015, desde el puerto de Montevideo con destino a Egipto, donde serán destinados a la obtención de carne, informó hoy a Efe Mauricio Diez, el gerente de la firma exportadora Gladenur, encargada del proceso. El barco, de bandera panameña y tripulación jordana y filipina saldrá en la noche de hoy con animales procedentes de ganaderías de todo el país y cuyo peso ronda un promedio de 380 kilos para los de mayor tamaño y 250 kilos los más pequeños. EFE/Hugo Ortuño

Haciendas. El novillo gordo ronda en US$ 3,18 y la vaca gorda entre US$ 2,85 y US$ 2,90 por kilo.

Pablo Antúnez.
La oferta de ganado gordo es muy escasa y el mercado está casi paralizado, con muy pocos negocios. El consignatario Francisco Cánepa dijo a El País desde Salto que “si bien hay lotes interesantes de ganado de campo, por el momento no están a la venta, porque sus propietarios tienen pensado seguir poniéndole kilos”.
Como todos los años en estas fechas, prácticamente no se vende ganado hasta los primeros 10 días de enero y en este año en particular, el clima viene ayudando bastante a los campos, con lluvias periódicas y calor que los ayudan a rebrotar y añadirle kilos baratos a los ganados.
Cánepa reconoció que la baja de precios que venía impulsando la industria frigorífica semanas atrás “paró”, pero aclaró que tampoco se puede hablar de “subas”, aunque como tendencia señaló que los frigoríficos “están buscando novillos pesados y bien terminados” para armar sus faenas.
Por otro lado, más allá de las ayudas del clima -en algunas zonas hay inundaciones- en el norte del país, los ganados de campo están atrasados, aunque Cánepa aclaró que también hay algunos lotes que están prontos para la venta, pero se aspiran precios más altos.
“Es muy difícil que surjan negocios interesantes en medio de esta fecha, salvo que la industria precise algún lote especial, que lo encontrará sin problema”, aseguró el operador.
Como referencia, el mercado pasó a US$ 3,18 por kilo de carne para el novillo gordo y para la vaca entre US$ 2,85 y US$ 2,90 por kilo de carne.
En el mercado, ni los frigoríficos exportadores ni el abasto se sienten presionados para acaparar ganado gordo y muchos menos se ve competencia entre ambos por la hacienda.
“Por lo menos en Salto el abasto está faenando bien pero no está haciendo fuerza para que los precios suban”, aclaró Cánepa en su diálogo con El País. Por lo menos en ese departamento hubo más gente faenando a fazón en los frigoríficos y eso hacía que se peleara más por la oferta de haciendas.

Argentina. Mientras que la posibilidad de colocar ganado joven y especialmente vientres en Argentina comienza a correr en el mercado y a formarse como una bola de nieve, varios operadores consultados por El País afirmaron no haber recibido ni un sólo pedido de cotización. “Hay interés y tuve contacto con algunos colegas de Argentina, pero fue más para sacarse algunas dudas”, informó Cánepa, quien asegura que en el norte hay mucho ganado para sacar.
“Si no se toma alguna medida para salvaguardar el precio de los vientres, se corre un riesgo enorme de que los precios sigan bajando. No es sano que una buena vaca valga entre US$ 520 y US$ 550, debería valer más o por lo menos lograr que un buen vientre preñado valga lo mismo que una vaca gorda”.
Para Cánepa “sería una medida sana la exportación de ganado en pie hacia la Argentina, no cambiaría mucho la ecuación y podría hacer subir un poco el precio de los vientres”.
Al stock ganadero uruguayo, cada vez más joven, tampoco le haría daño si salen entre 400.0000 o 500.000 cabezas hacia el vecino país.

Rurales EL PAIS