Empresas

Grupo UPM ganó 974 millones de euros netos en 2017, un 10,6% más

Debido a un mayor volumen de ventas y el ascenso del precio de la celulosa.

UPM. Foto El País.

Helsinki (EFE) | El grupo finlandés UPM, una de las mayores compañías forestales y papeleras de Europa, obtuvo un beneficio neto de 974 millones de euros en 2017, un 10,6% más que el año anterior, informó hoy la empresa.

UPM aumentó un 4,5% su beneficio bruto de explotación (Ebitda) durante el pasado ejercicio, hasta 1.631 millones de euros, gracias al mayor volumen de ventas y al ascenso de los precios de la celulosa.

La ganancia operativa del grupo, uno de los mayores productores mundiales de papel de revista, alcanzó los 1.259 millones de euros, un 11 % más que en 2016.

La facturación aumentó un 2 %, hasta 10.010 millones de euros, empujada por el incremento de las ventas de celulosa, papeles especiales, materiales adhesivos y madera contrachapada, que contrarrestaron la caída de los ingresos de su división de papel en Europa y Norteamérica.

Esta división, el principal negocio del grupo por volumen de ventas, vendió 7,85 millones de toneladas de papel, un 2,5 % menos que en 2016, lo que, unido al ligero descenso de los precios, provocó una caída en su facturación del 4,2 %, hasta 4.615 millones de euros.

En cambio, el negocio de la celulosa, el segundo más importante, mantuvo su progresivo crecimiento y facturó 2.531 millones de euros, un 14,7 % más interanual, tras incrementar su volumen de ventas un 5,1 %, hasta los 3,59 millones de toneladas.

Esta división, que incluye también la madera y los biocombustibles, tiene una importancia creciente para la rentabilidad del grupo, ya que aportó el 44 % del beneficio operativo total, pese a que su facturación supuso apenas una cuarta parte de todos los ingresos.

UPM posee una planta de celulosa con una capacidad de 1,3 millones de toneladas anuales en Fray Bentos (Uruguay), país en el que estudia incrementar la producción con la instalación de una segunda fábrica en los próximos años.

El grupo finlandés y el Gobierno uruguayo llevan un año y medio negociando las condiciones para la construcción de una nueva planta a orillas del Río Negro, en el centro del país, una inversión que rondaría los 4.000 millones de dólares.

El consejero delegado de UPM, Jussi Pesonen, destacó en un comunicado la importancia para el grupo de este proyecto y afirmó que la posible planta supondría para su negocio de celulosa un gran salto en términos de tamaño de negocio y beneficios.

Respecto a los resultados, Pesonen aseguró que “2017 fue un año récord para UPM y el último trimestre fue el decimonoveno trimestre consecutivo con crecimiento de las ganancias”.

Según el directivo, esto se debió a las condiciones favorables del mercado, el éxito de las inversiones realizadas y la atenuación del aumento de los costes.

Con sede en Helsinki, UPM posee plantas de producción en 12 países, entre ellos Uruguay y Brasil, y da trabajo actualmente a unos 19.100 empleados.

Rurales EL PAIS