Carnes

Frigoríficos bajan la carne con hueso alineándose al dólar

Será de $ 3/kilo para media res del abasto.

Carne vacuna. Carnicería.

Carne vacuna. Carnicería.

Pablo Antúnez.

El precio del dólar mantiene su tendencia a la baja y la industria frigorífica que compra a los productores el ganado gordo con el que solventa sus faenas en esa moneda, se lo está trasladando esta semana a la media res con hueso que vuelca en las carnicerías.

La baja ya es generalizada y se sitúa en $ 3 por kilo para la media res, pero en algunos casos puntuales las empresas decidieron bajar también algunos cortes con hueso, aunque mantuvieron el precio de las pulpas en caja (desosadas). Los ajustes de sus listados serán diferenciales según cada frigorífico y su incidencia sobre el abasto.

Cabe recordar que la semana pasada ya hubo frigorífico que bajaron precios en sus listados acompañando la caída del precio del dólar. Por ejemplo, hubo alguna empresa que sólo bajó el precio de la media res de novillo y la de la vaquillona gorda, también ajustó a la baja algún corte con hueso de vaca, pero no tocó el precio de la media res en el caso de la vaca gorda.

Anoche el presidente de la Asociación Nacional de Carniceros (ANC), Germán Moller, dijo a El País que “las bajas de la carne siempre son favorables” y explicó que le facilitan al carnicero, dependiendo de la zona y de la carne con la que trabaje, a ofrecer diferentes ofertas para favorecer a sus consumidores. Sin embargo, Moller también aclaró que “no siempre que hay una baja el mercado se reactiva”, pero “sí ayuda a moverlo”.

Según los carniceros, generalmente septiembre y parte de octubre son meses donde el consumo se mantiene estable pero no crece.

Ganado. En el mercado ganadero la industria que está volcada al abasto interno está muy ágil —con entradas de la hacienda, prácticamente, de un día para el otro— en la compra de algunas categorías como el novillito liviano de entre 420 y 440 kilos o la vaquillona buena, bien pesada y terminada.

En el otro extremo, las plantas exportadoras están dando entradas para el 10 o 12 de octubre y no muestran mayor apuro por comprar. “Tengo la sensación de que está un poquito más ágil el mercado, que en algún momento se van a terminar los novillos de corral que es con lo que se están solventando las faenas”, dijo a El País el consignatario Walter Hugo Abelenda.

Si eso sucede, puede pasar que los precios “se tonifiquen un poquito o baje la faena”, porque la primavera sigue atrasada y ganados de verdeos son muy pocos”, explicó el operador. En algunos frigoríficos están por retomar sus trabajos las cuadrillas de rabinos tras las festividades religiosas y eso alimenta la esperanza de los ganaderos de mejores precios para el novillo gordo y bien terminado.

Abelenda aseguró que “sigue la avidez por vaca gorda. Sin tener subas, el mercado se fue emparejando más. Antes la industria pasaba un precio de US$ 2,60 por la vaca gorda, hoy ya no se consiguen vacas gordas por menos de US$ 2,70. Seguramente, algún lote y por ganados puntuales cerca de los frigoríficos, se llegue hasta US$ 2,80/kilo de carne”. El novillo está en US$ 3 por kilo.

Rurales EL PAIS