Carnes

China representó ingreso de US$ 624: sólo por carne

Acaparó 188.411 toneladas en 2016; compra subió 15,85%

Frigorifico  Canelones, reses colgadas, gente trabajando foto Ariel Colmegna, Archivo El País, hoja 80808 del 20010111

Frigorifico Canelones, reses colgadas, gente trabajando foto Ariel Colmegna, Archivo El País, hoja 80808 del 20010111

Pablo Antúnez

China volvió a posicionarse como el principal destino de la carne vacuna y las menudencias exportadas por Uruguay —medido en volumen— al acaparar 188.411 toneladas peso canal por US$ 624.000.000 en 2016.

Las compras de los importadores chinos subieron 15,85% en un año, pues al cierre de 2016 compraron 188.411 toneladas peso canal contra 162.620 toneladas peso canal al cierre de 2015, según los datos estadísticos del Instituto Nacional de Carnes (INAC).

Uruguay todavía tiene mucho para crecer en este mercado y comienza a desarrollar algunas acciones de marketing en el segmento de alto valor para mejorar las ventas y poder diferenciarse de otros proveedores que no apuestan tanto a la calidad.

El segundo mercado en 2016 fue el Nafta —conformado por Estados Unidos, Canadá y México— donde se colocaron 99.902 toneladas peso canal contra las 91.425 toneladas peso canal vendidas en 2015. En este destino las ventas subieron 9,27% en un año. De los tres mercados, el más destacado en volumen fue Estados Unidos que acaparó 69.837 toneladas peso canal del total antes citado; Canadá compró 29.630 toneladas y México 435 toneladas peso canal.

El tercer destino en importancia al cierre de 2016 fue la Unión Europea. Es un mercado clave porque van los cortes de mayor valor de la res —dentro de cuota Hilton— y más cortes dentro de la cuota 481 —en este caso para ganado terminado a granos— y son los más caros.

En este caso el volumen embarcado subió 16% en un año, pues se despacharon 54.616 toneladas peso canal contra 47.053 toneladas de 2015.

El cuarto mercado en importancia para las carnes vacunas uruguayas fue Israel que compró 30.688 toneladas peso canal contra 29.159 toneladas peso canal que importó en 2015. En ese caso el incremento en las compras fue 5,24%.

A nivel global la carne vacuna facturó US$ 1.474 millones y bajó 0,58% respecto a 2015, cuando se habían alcanzado US$ 1.465 millones.

La exportación de carnes, menudencias, productos cárnicos y subproductos sumaron US$ 1.739.000; la carne vacuna exportada significó el 85% de esa facturación, según los datos del INAC.

Faenas. A su vez, al cierre del año pasado, la faena de bovinos cerró 3% por encima de la registrada en 2015 y se posicionó en 2.266.687 cabezas, según INAC. Fue un año donde la industrialización de vacas gordas superó a la de novillos gordos, aunque lejos está Uruguay de una liquidación de stock, pues continúa su máquina de producir terneros intacta.

Según las cifras definitivas de Dicose 2016, fueron entoradas 4.232.933 vientres.

A su vez, también hubo un crecimiento de las vacas de invernada, tras el bajo porcentaje promedio de preñez que registró el rodeo vacuno uruguayo en 2016. La faena de vacas de 6 dientes cayó 6,13% y esa es una buena noticia para Uruguay. A su vez, la faena de vacas (sin llegar a 6 dientes) creció 6,21% el año pasado.

La industrialización de vaquillonas subió 7,22% en un año y eso está ligado a los corrales de engorde, pricipalmente al incremento de las exportaciones de carne vacuna de alta calidad con destino a la Unión Europea en el marco de la cuota 481. En 2016 pasaron por los frigoríficos 252.373 cabezas contra 235.366 que se faenaron en 2015. Mientras tanto, la faena de novillitos creció 4,55% y acaparó 60.742 cabezas contra 58.098 cabezas de 2015. La categoría de novillos jóvenes tuvo un descenso de 3,46% dentro de la faena de machos de 2016, según lo establecido por INAC.

Rurales EL PAIS