arroz

Arroceros con menos agua en las represas; caería el área en el Este

Cultivos

 

La suba de los combustibles y la energía eléctrica, sumado a que, principalmente en la cuenca del Este -conformada por Cerro Largo, Treinta y Tres, Rocha y parte de Lavalleja- las represas tienen niveles mínimos de agua, tienen en vela a los arroceros.
“Si veníamos con una caída de área en los últimos cuatro años de entre 8.000 y 10.000 hectáreas anuales, evidentemente estamos pensando que esa baja seguramente se va a profundizar”, dijo a El País el vicepresidente de la Asociación Cultivadores de Arroz (ACA), Hernán Zorrilla.
El año pasado se plantaron 162.000 hectáreas con el cereal lográndose una producción récord de 8.600 kilos por hectárea, lo que redundó en una producción de 1.350.000 toneladas. La baja del área fue compensada con los altos rendimientos producto del buen clima que enfrentó el cultivo en las etapas finales.
El sector arrocero siempre planta en función del agua que tiene en las represas para regar y difícilmente se abandonen cultivos.
“A la fecha de hoy es muy bajo el porcentaje que se puede sembrar, porque incluso hasta los ríos y las lagunas están prácticamente sin agua en la zona Este. Para la fecha en que estamos es muy preocupante”, remarcó Zorrilla.
En la mirada que dimos del sector del 30 de junio para adelante, “la falta de agua es otro escollo importante. Para cualquier productor con años complicados como el actual que tenga que pensar en rebajar en forma importante su área de siembra o algunos casos en particular que ni siquiera puedan sembrar, sería muy complejo”, aseguró el vicepresidente de ACA.
Las represas de la cuenca arrocera del Este y Sureste están precisando entre 600 y 700 milímetros para poder pensar en que se llenen; hoy tienen entre 20% y 30% del agua que debería tener en estos meses en un año normal aseguran los arroceros.
Contrariamente, en la cuenca Norte -Artigas, Salto, Tacuarembó y Rivera- el nivel de agua en las represas está bastante mejor, pues las lluvias ayudaron a recuperar los niveles, por lo que el área se podría mantener o incluso crecer. La suba de la energía eléctrica complicará más a los arroceros en un año difícil al momento de regar.

Rurales EL PAIS