Agricultura

USDA reportó en Chicago con el diario del lunes

Cierres estables para los granos este martes en Chicago, si bien la soja fue apenas arriba y los cereales lo hicieron apenas abajo, en todos los casos tras los datos del reporte USDA de febrero, en el que no se anunciaron prácticamente cambios que – en caso de existir – fueron tan leves como los precios de cierre. Aparentemente, el mercado tenía descontado el efecto que a la postre terminó siendo el real, en donde no hubo nada que hiciera mover a los fondos de sus posiciones previamente asumidas. Poco ruido y menos nueces todavía.

unnamed

Los demás mercados financieros cayeron, de la mano de una China que sigue retirada mientras dure su feriado de año nuevo, al tiempo que el crudo se fue barranca abajo nuevamente, arrastrando consigo a bolsas, dólar y oro.

El USDA aumentó su cálculo de inventarios finales de maíz origen EEUU, desde 45,77 a 46,66 millones de tons, haciendo lo propio con la producción de Argentina (desde 25,6 a 27 millones de tons), la de Brasil (desde 81,5 a 84 millones de tons). El cálculo de producción mundial pasó de 967,93 a 970,08 millones de tons.

En cuanto a la soja, el cálculo de inventarios finales pasó de 11,97 a 12,24 millones de tons, con la molienda interna estadounidense corregida a la baja, desde 51,44 a 51,17 millones de tons. La estimación de producción argentina pasó de 57 a 58,5 millones de tons, mientras que se mantuvo la de Brasil en 100 millones de tons, de lo cual el organismo agrícola de EEUU espera que Brasil exporte 57 millones y Argentina 11,8 millones de tons de poroto (en ambos casos, sin cambios vs enero). Para China, mantuvo su previsión de producción interna en 12 millones de tons, mientras que también dejó incambiado el número esperado de importaciones en 80,5 millones de tons.

El maíz cayó muy levemente, pese a que el contrato marzo se encuentra en su menor valor de las últimas tres semanas, si bien desde hace varios días viene perdiendo intereses abiertos de forma sostenida, debido a que estamos sobre el vencimiento de la posición citada. El cálculo que aumentó las exportaciones desde el Mercosur determinó que el saldo de EEUU tendrá mayor competencia, lo que le agregó presión al cereal.

La soja, por su parte, terminó ligeramente al alza, con el mercado dándose por satisfecho con los datos recibidos del USDA, que indicó un aumento en los inventarios finales de EEUU, así como en una menor molienda en ese país.

El trigo cayó, viendo nuevos mínimos en los contratos de trigo duro de Kansas, así como en la mayor parte de los de trigo blando de Chicago. Previamente, el primaveral de Minneapolis también cayó, aunque logró recuperarse previo al cierre y terminó al alza. El desbordante abastecimiento de trigo en todo el mundo llevó al USDA a recortar el pronóstico de exportaciones del cereal origen EEUU.

FIMIX – Agrofinanzas.

Rurales EL PAIS