Agricultura

Relevan pérdidas de soja tras turbonada en Soriano

Estarían afectadas 12.000 hectáreas, praderas y más granos.

El País

El País

Daniel Rojas

Un primer relevamiento realizado por dirigentes de la Asociación Rural de Soriano (ARS), permitió establecer que el área afectada por la turbonada es de unas 30 mil hectáreas, de las cuales cerca de 12 mil estaban plantadas con soja.

“La situación fue grave. La intensidad del fenómeno destruyó varias estructuras y provocó daños considerables a unas 12 mil hectáreas de cultivos”, informó a El País, el Ing. Agr. Jorge Andrés Rodríguez, uno de los directivos referentes de la Expo Activa Nacional que se realiza todos los años en este departamento.

Rodríguez recibió a las 5.45 de la mañana el primer llamado telefónico. “Era el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre que había escuchado la noticia y preocupado por lo ocurrido quería saber de primera mano cuáles eran los daños”, explicó el dirigente de ARS. El viento y granizo en proporciones pocas veces vistas, dejó su huella en un radio de 15 kilómetros en Tala, Colonia El Progreso y azotea de Vera, donde se encuentran las mejores tierras del país, muchas de las cuales están ocupadas por cultivos agrícolas.

“Cada productor perdió un promedio de US$ 400 invertidos por hectárea, pero además hay que contabilizar el volumen que no se cosechará y que tampoco podrá venderse. Eso es plata que va a faltar en la economía del país”, advirtió el gremialista y productor de Soriano. A su vez, indicó que los cultivos afectados son básicamente “soja de segunda, sorgo y algunas sojas de primera”.

Rodríguez explicó que el seguro contra granizo “sólo cubre si la planta está en estado reproductivo pero no antes de florecer”, por lo que varios productores pueden estar en serios problemas, ya que no serían alcanzados por la cobertura.

Este viernes, la Asociación Rural de Soriano, contará con un informe más preciso de los daños ocasionados por el temporal, pero las pérdidas de cultivos son considerables.

En la zona rural de Azotea de Vera, en Ruta 14, donde se encuentran los mejores campos del país, las pérdidas se cuentan por millones de dólares.

“Es impresionante el nivel de daños”,  indicó a El País el Ing. Agr. Martín Da Costa, productor agrícola. Dijo que el establecimiento cuenta con 1.700 hectáreas de las cuales 1.000 fueron sembradas con soja y el resto con pradera. “A nivel de cultivos tenemos 100% de perdida, sólo quedó la tierra y en infraestructura fue un desastre, no se salvó nada”, informó Da Costa. Las plantas de soja quedaron como si fueran atacadas por langostas.

Rurales EL PAIS