Agricultura

Más trabas al negocio entre Syngenta y Monsanto

 

En Brasil surgen dudas que obligarían a dar más concesiones

CULTIVOS DE  SOJA

El mega negocio de la semilla transgénica sigue bajo la mira.

 

La oferta pública de adquisición no solicitada de Monsanto Co. por la suiza Syngenta AG enfrentaría una fuerte resistencia en Brasil, dijeron agricultores y abogados, un obstáculo que podría retrasar o forzar a realizar concesiones importantes al acuerdo de US$ 45.000 millones.
Gran parte de la atención pública sobre la oferta ha girado en torno a posibles temas antimonopolio en Estados Unidos y la Unión Europea, pero también podrían surgir desafíos en potencias agrícolas emergentes como Brasil y China.
Brasil -el segundo mayor mercado para Monsanto y Syngenta-, es particularmente crucial para el futuro de ambas firmas. Como uno de los pocos países del mundo con tierra disponible para expandir la agricultura, es probable que Brasil supere en los próximos años a Estados Unidos como el productor de soja más importante del mundo, mientras que su clima tropical hace que sea un gran consumidor de pesticidas. El organismo regulador de Brasil -la CADE- podría pasar hasta un año, el tiempo máximo permitido, analizando cualquier posible acuerdo, dijo Marcio de Carvalho Silveira Bueno, un abogado de temas antimonopolio en TozziniFreire Advogados, con sede en Sao Paulo. “
La oficina en Brasil de Syngenta, que ya está mostrando señales de resistencia a la adquisición, dijo que la idea de resolver los temas antimonopolio mediante la venta de su negocio de semillas y los activos químicos superpuestos es “demasiado simplista” e indicó que “la desinversión del negocio de semillas de Syngenta desmantelaría nuestra estrategia integrada en mercados emergentes como Brasil”. La portavoz de Monsanto Sara Miller dijo que la firma espera “un proceso regulatorio global y exhaustivo”, pero sigue confiando en su capacidad “para obtener todas las aprobaciones regulatorias globales”.

Rurales EL PAIS