Agricultura

Este martes fue un día histórico: el boom de la Bolsa de Chicago

chicago martes 30

Día histórico en Chicago, con movimientos y avances diarios, como hace tiempo no se veía por la capital de Illinois, anotándose los mayores valores del último año, subiendo la soja en el entorno de los US$ 20 (sÍ, veinte) por tonelada, al tiempo que los cereales (maíz y trigo) escalaron de a US$ 11 por tonelada y más también.

Los mercados financieros operaron nerviosos durante todo el día, ante la declaración de guerra – más que de cesación de pagos – por parte de Syriza, el gobernante partido de Grecia, lo que lo deja con tarjeta amarilla, fuera de puesto al tiempo que le hacen el 2-1 por la punta. El dólar, como era de esperar ante la debacle financiero helénica, operó todo el día arriba, lo que en principio podría haber debilitado a los commodities agrícolas y resto de activos pero no: hoy se invirtió la regla y el dólar le abrió la puerta a todos aquellos dispuestos a plegarse al rally que fuese.

El informe de área sembrada y stocks trimestrales al 1 de junio, fueron los responsables de las fortísimas variaciones de este martes, en donde la superficie de maíz fue menor a lo esperado, cayendo a niveles de cinco años hacia atrás, mientras la soja mostró inventarios menores a lo previsto por el mercado. En el caso de la superficie, los datos estuvieron por debajo de las previsiones, pero el mercado sobre reaccionó ante el agravante que la información vertida hoy, no refleja el clima calamitoso desatado sobre el Medio Oeste de EEUU, parando sembradoras y llevándose puestos cultivos, animales y seres humanos. Ante información a priori alcista, el hecho de no haber descontado los últimos acontecimientos le agrega una sobre prima climatica, que hace explotar todos los contratos, como en un coctel cargado. Se espera el USDA divulgue una nueva encuesta en agosto, en base a información actualizada, a propósito, durante julio.

Se mantiene el pronóstico lluvioso en las zonas del Medio Oeste en donde no se precisan por unas cuantas semanas, lo que no hace otra cosa que mantener las preocupaciones del mercado.

El trigo subió contagiado de los granos de verano, aunque en buena medida ayudado por la prima climática, pese a que este lunes sorprendieron datos de avance de la cosecha mejores de lo esperado, así como de evolución de las calidades, que también mejoraron. Si bien a priori esto podría ser un factor bajista, este martes no hubo lugar para caídas en Chicago.

 

FIMIX – Agrofinanzas

 

Rurales EL PAIS