Agricultura

Chicago, un paso adelante, dos para atrás al cierre de este miércoles

Chicago miércoles 29

Miércoles con los contratos de cereales retomando la senda bajista en Chicago, con el trigo barranca abajo mientras el maíz – si bien no cayó tanto – cerró con bajas del entorno del 2%. En oleaginosos, la soja consiguió avanzar en las posiciones más cercanas, mientras que en las más alejadas el retroceso fue testimonial y se acercó más a la estabilidad respecto al martes.

En los mercados financieros externos volvió a instalarse el optimismo, con dólar, crudo y metales operando al alza, mientras que los bonos apenas bajaron. Las subas de los activos mencionados se dieron pese a la declaración del comité monetario de la Reserva Federal, tras dos días de reuniones, en el que no se dijo nada concreto sobre plazos para la suba en las tasas de interés. Tampoco se mencionó el deterioro en las condiciones financieras de Europa, China ni Brasil.

El maíz cayó a mínimos en cinco semanas, con el contrato diciembre habiendo cedido las tres cuartas partes del rally de precios del último mes. La falta de amenazas climáticas tiene a los operadores con orden de vender, lo que hace que los contratos sigan perdiendo valor sostenidamente. La producción semanal de etanol en EEUU, actualizada este miércoles, cayó en 8 mil barriles diarios debido a la caída en los márgenes industriales de las fábricas procesadoras. De todas formas, los inventarios crecieron en alrededor de 100mil barriles.

La soja cerró dispar, con los contratos más cercanos fortalecidos, mientras se produjeron mínimas pérdidas en aquellos de entrega más diferida. La situación de inventarios de disponible más apretados, sumado a la demanda firme de la molienda interna, lleva a la suba de las primas en el mercado físico estadounidense. Mientras tanto, las posiciones a cosecha – como noviembre – siguen cediendo terreno ante las mismas noticias climáticas, que no arrojan sorpresas – al menos por el momento – para el abastecimiento futuro. Los productores brasileros siguen vendiendo a todo trapo, con un Real que – pese a haber bajado este miércoles – se mantiene a un nivel tal como para permitir ventas de los productores a mejores precios y compradores pagando precios muy competitivos en dólares, lo que deja caro a EEUU como abastecedor.

El trigo continúa desbarrancándose, en respuesta a los datos de buen clima para el avance de cosecha y la falta de competitividad ante un dólar más caro. Las giras técnicas desarrolladas en las principales zonas trigueras están manejando buenos datos sobre rindes potenciales en trigo de primavera, cuya recolección está pronta a empezar.

 

FIMIX – Agrofinanzas

 

Rurales EL PAIS